Delegado Gobierno vasco: el pacto sobre el Cupo vasco no puede ser "un cambalache" sino algo que se pueda "explicar"

 

Delegado Gobierno vasco: el pacto sobre el Cupo vasco no puede ser "un cambalache" sino algo que se pueda "explicar"

Javier de andrés acompañado de Alfonso Alonso y Javier maroto
EUROPA PRESS
Publicado 20/02/2017 13:09:44CET

BILBAO, 20 Feb. (EUROPA PRESS) -

El delegado del Gobierno en el País Vasco, Javier de Andrés, ha advertido de que el pacto sobre el Cupo no puede ser "un cambalache" sino algo que se pueda "explicar dentro de España y Europa" y ha incidido en que "no se puede primar artificialmente la financiación" de Euskadi.

De Andrés ha participado este lunes en un desayuno informativo de Forum Europa en Bilbao, donde ha sido presentado por el presidente del PP vasco, Alfonso Alonso.

En su intervención, De Andrés ha defendido la labor desarrollada por la administración del Estado en Euskadi y ha considerado "natural y normal" que se produzcan "fricciones entre administraciones" que puedan terminar ante el Tribunal Constitucional.

En este sentido, ha subrayado que el Gobierno de España tiene "confianza" en el Constitucional, pero "también la tiene el Gobierno vasco" que "triplica al central en número de recursos interpuestos.

No obstante, ha abogado por dar inicio a una etapa de "estabilidad" que se aleje "de cualquier alteración del marco jurídico y político" existente.

"Es conveniente ser conscientes de la bondad del acuerdo de la Constitución y del Estatuto y de la parte positiva que tiene para nosotros. Si se renunciara a ello volveríamos a modelos del siglo XIX", ha añadido.

RETOS A FUTURO

Entre los retos a futuro, ha destacado el de la evolución de la población y su influencia en las pensiones. En esta línea, ha valorado el modelo "de caja única" y ha advertido de que, con las aportaciones de los trabajadores, solo se cubren el 80% de las prestaciones de la Seguridad Social, cifra que en Euskadi se reduce al 71%, lo que genera "un déficit de 2.700 millones".

Por otro lado, ha lamentado que el País Vasco haya perdido "hasta un 20% de su capacidad económica" en las últimas décadas y represente ahora "el 6,07% del PIB nacional mientras que en 1981 era el 7,5%".

De este modo, ha remarcado que, "más allá de obsesiones identitarias y nacionalistas, el futuro del País Vasco pasa por la "colaboración con las instituciones de España y Europa, sustituyendo la confrontación por la colaboración".

Asimismo, ha reconocido que "echa de menos" que el Gobierno vasco "no asuma con naturalidad la participación de España dentro del País Vasco, al igual que el conjunto de España ha asumido sus competencias y autonomía".

Por lo que respecta a las discrepancias sobre el Cupo, la cantidad que Euskadi paga al Estado por las competencias no transferidas, De Andrés ha recordado que éste "no se negocia, se calcula".

"No es bueno creer que el Cupo es resultado de una negociación. Lo que tenemos que hacer ahora es calcularlo bien. Existen discrepancias en relación al cálculo del año base", ha indicado, para añadir que el "resultado del acuerdo que se logre no puede ser el de un cambalache sino que tiene que ser algo que seamos capaces de explicar dentro de España y en Europa".

En este contexto, ha recordado que no se puede "primar artificialmente" la financiación del País Vasco ya que se iría "en contra del Concierto Económico y del riesgo unilateral que lo caracteriza".

Por último, y cuestionado por la construcción del Tren de Alta Velocidad, De Andrés ha recordado que se trata de "la gran inversión que se está haciendo en Euskadi" y "va en marcha, aunque no al ritmo que desearíamos".

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies