Desconcierto y malestar entre los diputados del PP por la gestión que está haciendo Génova sobre el 'caso Bárcenas'

 

Desconcierto y malestar entre los diputados del PP por la gestión que está haciendo Génova sobre el 'caso Bárcenas'

Luis Bárcenas sale de la Audiencia Nacional tras entregar su pasaporte.
EUROPA PRESS
Actualizado 27/02/2013 18:20:58 CET

La dirección popular se esperaba la demanda del extesorero por despido improcedente

MADRID, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

La gestión que se está llevando a cabo en la sede nacional del PP en relación con la situación laboral del extesorero Luis Bárcenas está causando desconcierto y malestar entre dirigentes del partido consultados por Europa Press, que dicen no entender nada de lo que está pasando en relación con este asunto. No obstante, la decisión del extesorero era esperada en la cúpula popular después de que éste reconociera a principios de febrero ante el fiscal que seguía vinculado laboralmente al PP y posteriormente supiera que le habían dado de baja en la Seguridad Social.

Tras la publicación de los presuntos papeles de la contabilidad 'B' del PP, el partido que preside Mariano Rajoy explicó que la relación laboral con Bárcenas terminó en abril de 2010 y se había pactado una indemnización con pago en "diferido" y "simulando" una "retribución", que incluía además el abono de las cotizaciones a la Seguridad Social.

Esta versión es desmentida por Bárcenas, que este lunes interpuso una demanda contra el PP por despido improcedente, en la que asegura que estuvo cobrando 21.000 euros brutos al mes por su trabajo como asesor hasta el pasado 31 de enero.

"LA GESTIÓN PUEDE SER MEJORABLE"

La decisión del extesorero de demandar al partido en el que ha estado trabajando más de 30 años ha causado sorpresa e indignación en las filas 'populares', desde donde también se critica en privado la gestión que en estas últimas semanas se ha hecho de este caso.

"Estoy ojiplático. ¿Por qué no se echó a Bárcenas?", exclama un diputado. Otro apuntan que se podría haberle despedido "por administración desleal", lo que no implicaría indemnización. "No se está actuando de forma muy afortunada", dice un miembro del Comité Ejecutivo. "La gestión del asunto puede ser mejorable", añade otro dirigente, que admite la "complejidad" que presenta este caso pero, al mismo tiempo, considera que no hablar con claridad está perjudicando al partido en su conjunto.

La mayoría de los cargos consultados apuntan a la secretaria general del partido, dado que, aunque es la gerencia del PP la encargada de los temas laborales, la decisión política de despedir corresponde en realidad a la dirección del partido.

Aunque algunos admiten que María Dolores de Cospedal también está dando la cara por decisiones que no son sólo suyas y en las que probablemente haya tenido opinión el presidente nacional del PP, Mariano Rajoy.

'GÉNOVA' SE ESPERABA LA ACTUACIÓN DE BÁRCENAS

Si esa demanda interpuesta por Bárcenas ha pillado por sorpresa a muchos diputados, preocupados porque pueda ganarla, parece que no ha sido así en la cúpula de 'Génova'. Así, fuentes de la dirección nacional han reconocido que se la esperaban, toda vez que el extesorero dejó de estar vinculado al partido.

El PP difundió el pasado 13 de febrero un comunicado en el que explicaba que se había acordado con Bárcenas una indemnización "en diferido" mediante un pago mensual hasta diciembre de 2012, con el abono por parte de la empresa de las cotizaciones sociales.

Sin embargo, fuentes jurídicas han asegurado a Europa Press que durante su comparecencia en la Fiscalía Anticorrupción, el fiscal preguntó a Bárcenas por su relación laboral con el PP porque, según los datos facilitados por Hacienda, éste seguía vinculado laboralmente al partido y el extesorero se lo confirmó.

¿UNA "VENGANZA" CONTRA COSPEDAL?

Algunos parlamentarios reconocen que no se puede reaccionar a golpe de titular, pero creen que la opacidad y la falta de transparencia tampoco es la solución. "Los ciudadanos no lo entienden y no se lo podemos explicar", se queja un diputado, que destaca el hecho de que este caso centre la atención mediática en un momento en que mucha gente lo está pasando mal por la crisis.

Por eso, varios cargos 'populares' coinciden en que hay que "acelerar" las explicaciones y poner "solución" a este asunto cuanto antes. "A lo mejor hay que admitir que todo ha sido un error en la tramitación del despido", sostiene uno de los parlamentarios consultados.

Algunas fuentes interpretan que la acción de Bárcenas es una "venganza" contra Cospedal y que, por lo tanto, toda su actuación está dirigida a poner de manifiesto las "contradicciones" de la secretaria general en estas semanas, muy crítica con el extesorero desde que se supo su imputación en la trama de corrupción Gürtel.

Otros dirigentes no lo personifican en la 'número dos' del PP sino que creen que el hecho de que el extesorero se haya "echado al monte" forma parte de su estrategia de defensa tanto por Gürtel como por las nuevas revelaciones sobre la fortuna que habría amasado en cuentas suizas.

Dentro del partido también hay quien critica que las acciones judiciales en este caso se anunciaran hace un mes y el partido aún no haya actuado, algo que, según fuentes 'populares', puede llevar a que los ciudadanos interpreten que Bárcenas tiene "cogido" al partido.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies