¿Por qué las detenciones de Pla y Sorzábal pueden suponer el fin de ETA?

Actualizado 22/09/2015 16:04:30 CET

Pla y Sorzábal se suman a las detenciones de Lesaka, Reta Frutos y Gurruchaga en las que también fue descabezado el 'aparato logístico'

   MADRID, 22 Sep. (EUROPA PRESS) -

   En lo que va de legislatura las fuerzas de seguridad han arrestado a todos los cabecillas de los principales 'aparatos' que ETA aún mantenía activos tras el cese definitivo de la violencia anunciado por los terroristas en 2011. Antes de la detención de Iratxe Sorzábal y David Pla Martín (responsables del aparato político), ya habían sido arrestados Izaskun Lesaka e Iñaki Reta Frutos (últimos jefes del aparato logístico), según los datos recogidos por Europa Press.

   La caída este martes en el sur de Francia de Iratxe Sorzábal y David Pla en una operación de la Guardia Civil y la DGSI de Francia supone, a juicio de los expertos antiterroristas, un golpe casi definitivo a la banda. Ellos fueron los encargados de leer el comunicado en el que anunciaban el cese de la violencia. También los responsables de escenificar aquella falsa entrega de armas a los verificadores en una caja de cartón en febrero del año pasado.

   Autores de los últimos comunicados, suya fue la decisión también de mandar parar los movimientos críticos que han ido surgiendo en el seno del mundo proetarra, contrarios a la estrategia de renunciar a los atentados. La dirección de ETA llegó a calificar estos movimientos como "muy perjudiciales". Desde el punto de vista organizativo, tras el cese de la violencia, se vieron abocados a la reorganización de sus estructuras y el 'aparato militar' (los comandos) pasaron a depender del 'aparato logístico'.

PRIMER GRAN GOLPE

   La etarra Izaskun Lesaka Arguelles fue la primera responsable de ese nuevo entramado logístico encargado básicamente de facilitar los escondites a las pocas decenas de pistoleros que le quedaban a la organización. Hoy apenas quedan una veintena repartidos por diferentes países. Otros, sin causas pendientes o prescritas, han regresado a su casa y la banda lleva ya años sin acoger a nuevos militantes.

   Lesaka fue arrestada con información de la Guardia Civil el 28 de octubre de 2012 en un hotel situado en la región francesa de Macon. La dirigente etarra utilizaba hoteles y casas rurales como su escondite habitual en el país galo (Pla y Sorzábal también han sido detenidos en una casa rural).

   Izaskun Lesaka fue arrestada junto al también terrorista Joseba Iturbe Otxoteka en una operación que llegaba apenas unos días después de la caída de Saúl Curto López, quien fue arrestado en el centro de Francia a bordo de un coche. A este terrorista, que portaba matrículas falsas, se le encuadraba en el aparato logístico de la banda y el Ministerio del Interior dijo de él que era el responsable de los zulos de la banda criminal.

ETA PERDIÓ LOS ZULOS

   Los zulos es otro recurso que ETA ha ido perdiendo en los últimos años. Tras los sucesivos golpes policiales, los terroristas empezaron a tener grandes dificultades para acceder a ellos. En unas ocasiones era por miedo a ser descubiertos ante la certeza de que las fuerzas de seguridad los vigilaban. En otros casos directamente no sabían dónde estaban debido a las sucesivas detenciones de sus responsables. Con el paso del tiempo, las armas o el material escondido en estos agujeros en el monte se han ido deteriorando.

   Además, la Guardia Civil desmanteló el pasado mayo un arsenal de armas y explosivos almacenado en una 'casa zulo' de Biarritz (Francia) y con ello desbarataba cualquier intención de ETA de usar ese material para reeditar algún tipo de escenificación de entrega de armas para forzar una negociación con el Gobierno o llamar la atención de la comunidad internacional.

   Otra detención importante fue la de Oritz Gurruchaga, arrestado el 27 de mayo de 2012. Era uno de los perfiles más radicales de ETA pese a su juventud. Fue arrestado por la Policía francesa en colaboración con la Policía Nacional. Había formado parte del 'aparato militar' y de 'captación'. Fue arrestado en la localidad de Cauna junto a uno de sus lugartenientes Javier Aramburu.

CADA SON VEZ MENOS

   Las últimas detenciones relevantes en cuanto a los cuadros dirigentes de ETA tuvieron lugar el pasado mes de julio, cuando gracias a la información de la Guardia Civil, fueron arrestados Joseba Iñaki Reta de Frutos, alias 'Zukaitz', y Xavier Goyenechea Iragorri, alias 'Goyele', ambos sucesores de Lesaka al frente del 'aparato logístico' de la banda.

   Las fuentes de la lucha antiterrorista consultadas por Europa Press no dudan de que la banda tratará de recomponerse como otras veces tras la caída de su 'cúpula política', pero advierten de que esta era la última dirección terrorista con peso específico. A juicio de los expertos, cada vez son menos y con menos experiencia. Sólo Antonio Urruticoechea Bengoechea, alias 'Josu Ternera', se mantiene actualmente como el dirigente de ETA con más años en la clandestinidad.