La dirección de la cárcel de Jaén solicita el traslado del preso que agredió a un funcionario

Actualizado 01/02/2006 15:22:12 CET

JAÉN, 1 Feb. (EUROPA PRESS) -

La prisión de Jaén ha solicitado a la Dirección General de Instituciones Penitenciarias el traslado a otro centro del interno acusado de agredir a un funcionario el pasado fin de semana tras esconderse en su celda y negarse a bajar al patio junto a los otros reclusos.

En declaraciones a Europa Press, el director de la prisión, Manuel Martínez, explicó que la dirección del centro procedió a abrir el correspondiente expediente disciplinario al interno tras producirse el incidente.

Asimismo, se le cambió de departamento para aumentar las medidas de control sobre el citado recluso, del que Martínez precisó que hasta el pasado fin de semana "no era especialmente significado" en este tipo de conductas violentas.

Además, los hechos han sido puestos en conocimiento del juzgado de guardia para determinar si se abre o no un procedimiento penal contra el preso por la mencionada agresión al funcionario.

Respecto a la críticas de sindicatos como CSI-CSIF en relación a la cifra de internos en esta prisión y a sus repercusiones en materia de seguridad, Martínez recordó que "somos una prisión más dentro del Estado" y que, por lo tanto, tiene que "compartir la parte que le toca del incremento de población penitenciaria" que existe actualmente en España.

"La situación no es, ni mucho menos, la ideal, pero es la que hay y con ella es con la que tenemos que trabajar", subrayó.

El director reconoció que en la cárcel de Jaén hay "un número de internos elevado", pero puntualizó que esto ocurre "en las demás prisiones". "Desgraciadamente no somos un caso aislado", añadió.

Cuestionado sobre las previsiones de futuro para este recinto penitenciario, Martínez afirmó que "siempre se piden efectivos" teniendo en cuenta "las necesidades que se detectan", pero que en materia de ampliación física de la instalación "no hay ningún proyecto" destinado a crear más plazas.

LOS HECHOS

Un funcionario fue agredido el pasado fin de semana por un interno después de que supuestamente éste se negase a abandonar su celda para salir al patio. El funcionario había iniciado una inspección rutinaria por las celdas para verificar que todos los presos habían salido de ellas para bajar al patio.

Durante ese proceso, se encontró con uno de los internos oculto en su celda y que se negaba a abandonarla a pesar de los requerimientos del funcionario, que en ese momento fue presuntamente asaltado por el preso, quien le agredió con las manos causándole "graves daños" en un ojo, así como una fisura en un dedo de la mano.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies