EA insta al Parlamento vasco a "impulsar sin reservas el desarrollo de la 'hoja de ruta'" tras "la negativa de Zapatero"

Actualizado 20/05/2008 16:46:35 CET

BILBAO, 20 May. (EUROPA PRESS) -

Eusko Alkartasuna (EA) instó hoy al Parlamento vasco a "impulsar sin reservas el desarrollo" de la 'hoja de ruta' del lehendakari, Juan José Ibarretxe, tras "la negativa" del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, a resolver "el conflicto vasco".

En un comunicado, la formación nacionalistas se refirió, de esta manera, a la reunión mantenida esta mañana entre Ibarretxe y Zapatero, y, tras acusar al PSOE "de anteponer sus objetivos electoralistas a la paz y la normalización de Euskadi", le advirtió de que la sociedad vasca "no va a permitir otro portazo como el de 2005", en referencia al denominado Plan Ibarretxe.

"Ninguna respuesta negativa de Zapatero va a rebajar el respaldo inequívoco de EA a la hoja de ruta del tripartito y su compromiso de dar la palabra a la sociedad vasca", aseveró.

El partido dirigido por Unai Ziarreta precisó, asimismo, que, "tras la negativa de Zapatero, es ahora el Parlamento vasco, depositario de la voluntad popular de la ciudadanía vasca, el que debe poner en marcha las iniciativas pertinentes para movilizar a toda la sociedad e impulsar sin reservas el desarrollo de la hoja de ruta del tripartito, de manera que el camino iniciado hacia la paz y la normalización no tenga vuelta atrás".

En este sentido, destacó al PSOE y al Gobierno socialista de que "la inmensa mayoría de la sociedad vasca demanda un escenario político en el que todos los proyectos sean defendibles y materializables, por lo que, de ningún modo, va a permitir que nadie, ni Zapatero ni el PSOE, cercenen ese derecho con un portazo como el de 2005, cuando el Congreso español despreció la propuesta de la mayoría absoluta del Parlamento vasco".

Eusko Alkartasuna lamentó "tener que constatar lo que ya viene anticipando y denunciando desde hace semanas y meses, que ni Rodríguez Zapatero ni su partido, el PSOE, tienen la más mínima voluntad de afrontar con valentía la resolución del conflicto político vasco, negándose incluso a dialogar y negociar el texto que estaban dispuestos a firmar con Batasuna en Loiola".

"Para el Partido Socialista, igual que para el Gobierno español, la única prioridad es hoy satisfacer sus ansias partidistas y electoralistas y a ese afán supeditan todo lo demás, incluida la consecución de la paz y la normalización política de Euskal Herria", concluyó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies