EA prevé tras la condena a Atutxa "una resolución judicial o gubernativa" que impida la consulta de octubre

Actualizado 03/02/2008 17:37:29 CET

Cree "una obligación" que el Gobierno hable con ETA y lamenta que la Conferencia Episcopal "irrumpa en campaña" para pedir el voto para PP

BILBAO, 3 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de EA, Unai Ziarreta, consideró hoy que, tras la sentencia condenatoria del 'caso Atutxa', los siguientes pasos contra "la separación de poderes" serán el juicio contra el lehendakari, Juan José Ibarretxe, y una resolución "judicial o gubernativa" que impida la consulta anunciada para el próximo 25 de octubre.

En una entrevista concedida a la Cadena SER, recogida por Europa Press, Ziarreta manifestó que "se está viviendo una situación irrespirable", con la condena de los anteriores miembros de la Mesa del Parlamento, Juan María Atutxa, Gorka Knörr y Kontxi Bilbao, el juicio que se prepara a Ibarretxe o el hecho de que el Concierto Económico "esté permanentemente sentado en el los banquillos de los acusados".

"Lo importante con la condena del Tribunal Supremo es que se abre una puerta en una concreta dirección de inmiscuirse por parte del Poder Judicial, de saltarse de un manera clara la separación de poderes e incidir en la vida política de un Parlamento soberano como es el vasco", subrayó.

A su juicio, la resolución judicial "marca una determinada dirección". "Mucho me temo que el siguiente paso será la apertura de juicio oral y verle al lehendakari sentado en el banquillo de los acusados, y el siguiente será una resolución judicial o gubernativa impidiendo la consulta planteada para el próximo 25 de octubre", insistió.

Además, consideró que, "si el PP gana las elecciones, va a ser casi imposible que se establezca algún tipo de acuerdo" entre los Gobiernos central y vasco. No obstante, tampoco cree que "la actitud del PSOE en estos cuatro años haya diferido mucho de la mantenida por el PP los ocho años anteriores". "Ha diferido en cuanto a las formas y al famoso talante del presidente del Gobierno del Estado español, que dice lo mismo que el PP, pero con una sonrisa en la boca", precisó.

Para el líder de Eusko Alkartasuna, estas elecciones generales "son muy importantes porque pueden servir para acercarnos a la solución o para alejarnos de ella". En este sentido, aseguró que "un apoyo decidido" a su partido, "que defiende el derecho a decidir y la consulta van a hacer prácticamente imposible que, gane quien gane a nivel estatal y sea quien sea el inquilino en La Moncloa, pueda permanecer en una actitud de intransigencia y de inmovilismo, como la que mantienen en la actualidad el PP y el PSOE".

HABLAR CON ETA

Unai Ziarreta destacó que "es una obligación, gane quien gane el sillón de la Moncloa, traer a este pueblo la paz". "Nosotros hemos defendido y hemos dado nuestro apoyo, como EA, a la resolución del Congreso que apostaba por una salida dialogada de la violencia", manifestó.

Por ello, dijo que es "de todo punto obligatorio que, ocupe quien ocupe" la Presidencia del Ejecutivo central, "se siente a hablar con ETA de cuestiones puramente técnicas". Además, emplazó a Batasuna a pedir, "con claridad", a ETA que "delegue en ellos la representación política".

Tras subrayar "la complejidad" en la que se presenta el escenario electoral, apuntó que "la Conferencia Episcopal acaba de irrumpir en campaña pidiendo el voto al PP y trae a la memoria los tiempos predemocráticos, en los cuales la Conferencia Episcopal y los obispos, en general, llevaban bajo palio a toda la cúpula franquista".

En este sentido, recordó que "ya lo van haciendo desde un tiempo a esta parte" porque "salen permanentemente a la calle con planteamientos puramente políticos". "Creo que hay que recordar a la Conferencia Episcopal que su lugar no es, evidentemente, el de hacer política ni el de pedir el voto para una opción o para otra", afirmó.

Sobre "el silencio" de los obispos vascos, denunciado por el PSE-EE, aseguró que "la jerarquía vasca siempre habla con sentido y hablará cuando tenga que hablar, como lo ha hecho siempre". "No puede estar aquí en el 'toma y daca' de la política, saliendo cada vez que cualquier político se lo pida. Ellos saben valorar muy bien cuándo tienen que hablar y cuando hablan, hablan siempre con sentido", reiteró.

También consideró que en la contienda electoral se vivirá "un escenario complicado" ya que también "miles personas van a ver nuevamente vulnerados sus derechos civiles y políticos", en referencia, "de un lado, a los amenazados por ETA, que nuevamente no van a poder desarrollar con total libertad su vida y sus quehaceres políticos y, por otro lado, también miles de personas que no van a poder optar y votar a la opción política a la cual querrían votar" en alusión a los procesos de ilegalización abiertos contra EHAK y ANV.

Por último, expresó su "tristeza" porque 30 años de democracia "no han sido suficientes para que el PP y el PSOE se den cuenta de que la libertad y la democracia no se pueden construir jamás recortando derechos fundamentales, que es lo que están intentando".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies