EB exige al Gobierno central el mantenimiento, en la LOPJ, del "principio de jurisdicción universal"

Actualizado 17/06/2009 12:05:48 CET

Dice que suprimir la competencia de España para conocer hechos cometidos por extranjeros es aplicar "una Justicia a la carta"

BILBAO, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

El portavoz parlamentario de Ezker Batua, Mikel Arana, exigió hoy al Gobierno central el mantenimiento, en la Ley Orgánica del Poder Judicial (LOPJ), del "principio de jurisdicción universal". En una proposición no de Ley presentada en la Cámara autonómica para su debate en pleno, el dirigente de EB asegura que suprimir la competencia de España para conocer hechos cometidos por extranjeros es aplicar "una Justicia a la carta".

En su iniciativa, recogida por Europa Press, Arana recuerda que la Comisión de Justicia del Congreso de los Diputados debate, desde diciembre de 2008, el Proyecto de Ley de Reforma de la Legislación Procesal para la Implantación de la nueva Oficina Judicial con el objetivo de "mejorar la eficacia del sistema judicial español y revisar un elenco de normas procesales que, con el peso de la práctica diaria, puede ser objeto de actualización".

Agrega que, sin embargo, "aprovechando la coyuntura", se ha planteado una enmienda para modificar el artículo 23 de la Ley Orgánica del Poder Judicial, en cuyo apartado 4 se establece la competencia de la jurisdicción española para conocer hechos cometidos por personas extranjeras, "aunque sea fuera del territorio nacional, susceptibles de tipificarse como genocidio, terrorismo, piratería, prostitución, corrupción de menores, tráfico de drogas, de personas y mutilación genital, entre otros".

Según el dirigente de la formación de izquierda, la redacción actual de este artículo, "recoge el principio de justicia universal, que impone a todos los Estados la obligación de perseguir los crímenes contra la humanidad ocurridos en cualquier lugar, sin tener en cuenta la nacionalidad de los agresores y sus víctimas".

Pero, para limitar esta posibilidad, el Congreso, con el apoyo de PSOE y PP, ha aprobado una propuesta de resolución "por la que se pretende reducir su ejercicio a los casos en los que los presuntos responsables se encuentren en España o que existan víctimas españolas y, en todo caso, siempre que un tribunal internacional o el país donde sucedieron los hechos no esté procediendo a su persecución efectiva".

JUSTICIA A LA CARTA

Para EB esta modificación de la Ley Orgánica del Poder Judicial, pretende "aplicar una justicia a la carta, promoviendo la protección de los Estados más poderosos y limitando la protección de los derechos humanos".

Por esta causa, anima al Parlamento vasco, mediante una proposición no de ley, a instar al Gobierno central a mantener el artículo 23 de la Ley Orgánica del Poder Judicial en su actual redacción, "que consagra el principio de jurisdicción universal".

Además, reclama al Gobierno central que refuerce los medios económicos, técnicos y humanos destinados a la persecución de los delitos que son objeto de denuncia, al amparo del artículo 23 de la LOPJ, dentro del Proyecto de Ley de Reforma de la Legislación Procesal para la Implantación de la Nueva Oficina Judicial.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies