El embajador israelí, molesto por la postura del BNG sobre el Holocausto, pide al Gobierno que se pronuncie

Actualizado 06/02/2008 13:25:26 CET

El embajador israelí, molesto por la postura del BNG sobre el Holocausto, pide al Gobierno que se pronuncie

Actualizado 06/02/2008 13:25:26 CET

MADRID, 6 Feb. (EUROPA PRESS) -

El embajador israelí en Madrid, Raphael Schutz, indicó hoy que no descarta presentar una protesta formal ante el Gobierno español después de que el Ejecutivo no se haya pronunciado públicamente respecto a la posición adoptada por el BNG, que rechazó la publicación de una declaración del Parlamento gallego de condena del Holocausto si no se incluía en ella también la situación en la Franja de Gaza.

Según explicó el embajador, ha transmitido su "malestar" por lo ocurrido a través de diversos canales pero dado que por el momento no se ha producido ninguna declaración pública del Gobierno condenando la postura del BNG que, subrayó, "es socio de gobierno del PSOE en Galicia", no descartó presentar "una protesta formal" ante el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero.

En opinión de Schutz, "no existe actualmente en Europa otro partido que rechace el Holocausto" por lo que el Gobierno "no debería dejar pasar" el caso y pronunciarse al respecto, como ocurrió en el pasado en Europa con los ultraderechistas Joerg Haider y Jean-Marie Le Pen.

Por otra parte, también expresó su malestar por la decisión del Tribunal Constitucional de suprimir las penas de cárcel por negacionismo, y aunque admitió que "no ha sido culpa del Gobierno", éste tiene a su juicio "la responsabilidad de corregir esta cuestión".

En este sentido, dijo que pese a que expresó al ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, el rechazo israelí a la decisión del Constitucional, "no hemos recibido una respuesta oficial". Además, el ministro de Exteriores, Miguel Angel Moratinos, "dijo que el Gobierno estudiaría el asunto para encontrar una solución" así que "esperamos que se resuelva, aunque evidentemente no es algo que pueda ocurrir de la noche a la mañana", añadió.

Schutz elogió sin embargo el hecho de que haya sido bajo el Gobierno socialista cuando España haya comenzado a celebrar el 27 de enero el Día Internacional del Holocausto, habiéndose producido en los tres últimos años distintos actos de carácter oficial con una amplia representación gubernamental.

En cuanto a las relaciones bilaterales, el embajador israelí consideró que "no debería ser imposible que estas fueran buenas independientemente de quién gobierne en los dos países", como ocurre en el caso de Estados Unidos, y descartó pronunciarse sobre su preferencia respecto a las elecciones generales españolas.

Por otra parte, no descartó que este año se pueda producir un viaje del Príncipe Felipe a Israel coincidiendo con la celebración del 60 aniversario de su creación. Según recordó, el Príncipe de Asturias tenía previsto viajar a Israel en 2006 con motivo del 20 aniversario del establecimiento de relaciones diplomáticas pero la guerra de Líbano lo impidió. Ahora, "me consta que este viaje figura en la agenda de la Casa Real pero aún no hay fecha prevista", agregó.