El ertzaina herido al explotarle un detonador continua evolucionando favorablemente de sus heridas

Actualizado 14/11/2007 12:26:07 CET

BILBAO, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

El artificiero de la Ertzaintza, que perdió el pasado lunes cuatro dedos de la mano tras estallarle el detonador de una de las bombas retirada el domingo en Getxo, continua evolucionando favorablemente de sus heridas, según confirmaron fuentes del hospital de Cruces a Europa Press.

Como consecuencia de la explosión, el agente perdió cuatro dedos de la mano derecha y también parte de las yemas de tres dedos de la mano izquierda. El artificiero fue intervenido quirúrgicamente el mismo lunes y su evolución es "buena". Por ello, ayer fue trasladado a planta donde continua siendo atendido de las heridas que sufrió.

En la explosión accidental del detonador, ocurrida en dependencias de la Ertzaintza en Zurreta, también resulto herido otro agente, con lesiones en un oído, que fue dado de alta tras ser atendido de urgencia en Cruces.