Escoltas creen que, desde la política, "quizá se está apostando antes de tiempo por el fin de ETA"

Asamblea
EUROPA PRESS
Actualizado 28/04/2011 16:18:28 CET

ASES cree "hechos contrastados" que ETA "no es una banda que esté trabajando para la paz", sino "organizándose para seguir matando"

BILBAO, 28 Abr. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Asociación Española de Escoltas (ASES), Vicente de la Cruz García, ha considerado que, desde el punto de vista de la política, "quizá se está apostando antes de tiempo por el fin de ETA", que "no ha llegado de momento" y, además, "se ha demostrado que no es una banda que este trabajando para la paz".

El Palacio Euskalduna de Bilbao acoge este jueves y el viernes el IV Congreso Nacional de Escoltas, que, bajo el título "Mirando hacia el futuro", abordará, entre otros asuntos, el efecto de la reducción de la "amenaza terrorista" en el colectivo. A este congreso asisten como expositores, congresistas, ponentes o participantes, entre 300 y 400 profesionales de "alta cualificación" vinculados al sector de seguridad.

En una pausa del congreso, De la Cruz ha señalado que "la banda no ha entregado las armas, esté en una tregua, pero una tregua muy relativa, como hemos podido comprobar con las últimas detenciones", ya que "siguen acumulando explosivos".

En su opinión, "no es una banda que esté trabajando para la paz", sino que "está trabajando y organizándose para seguir matando, y estos son hechos contrastados".

Para el responsable de la ASES, "la reducción de servicios y reanalizar el riesgo para reubicar la gente que realmente necesita protección" es "adecuado", pero ha considerado que no es "adecuado lanzar las campanas al vuelo e ir a una reducción de servicios porque la situación parezca aparentemente haber mejorado, que nosotros creemos y analizamos que no".

De la Cruz ha asegurado que las Fuerzas de Seguridad del Estado "no actúan a la ligera en absoluto", pero cree que, "desde el punto de vista político, sí hay un excesivo voluntarismo en el trato de este problema".

Según ha indicado, las Fuerzas de Seguridad "emanan unos informes que, efectivamente, hablan de la disminución de la amenaza y esto es un hecho, pero, desde el punto de vista de los políticos, están quizá apostando antes de tiempo por el fin de ETA, que no ha llegado de momento y se ha demostrado que tampoco estaban preparando ese fin".

"SITUACIÓN DIFÍCIL"

Por otro lado, ha explicado que la razón de celebrar en Bilbao este cuarto congreso nacional de escoltas es "la situación especialmente difícil que está viviendo la profesión en este momento en Euskadi, con una reducción importante de servicios que, además, se prevé que aumente en el futuro cercano".

En ese sentido, ha dado a conocer que, en el último año y medio, "se han perdido más de 600 empleos a nivel nacional, de ellos casi 500 en Euskadi".

Por ello, ha señalado la necesidad de "orientar y dar una visión de futuro a la profesión, pensando en buscar nuevos nichos de mercado, si esta reducción que se prevé aquí realmente se lleva a cabo porque la amenaza terrorista realmente disminuye".

Entre los nuevos nichos de mercado que la ASES propone están "la protección a víctimas de violencia de género, a altos cargos de las administraciones, comunidades autónomas o corporaciones locales, a la

repatriación y expatriación de personas que pueda ser precisa y hacia otro ámbito importantísimo en la que cada vez se está creciendo más, que es la protección internacional".

"Como objetivo adicional está analizar si realmente el fin de ETA es así, si va a haber un fin de ETA o no y mejorar nuestra relación con las Fuerzas de Seguridad del Estado, con las que trabajamos de manera muy coordinada", ha concluido.

CONGRESO

Fuentes de la asociación han precisado que, entre los "principales objetivos" de la cita destacan el análisis del "especial escenario económico y social actual en relación con la profesión", mediante la evaluación de factores como "la disminución de la amenaza terrorista, y su incidencia en los servicios", así como "las alternativas profesionales nacionales e internacionales" que se canalizaran "como propuestas de futuro".

Otros asuntos a abordar son "la necesidad de mejoras profesionales, la búsqueda de formación y relación con el resto de los actores implicados en la protección", como empresas, fuerzas y cuerpos de seguridad, instituciones, profesionales y organizaciones internacionales.

La cita pretende tener, según los organizadores, "un carácter institucional a la vez que lúdico" y convertirse, durante las dos jornadas, en "punto de encuentro de la profesión", con el objetivo de "mejorar la visión y relación de todos, para prestar un mejor servicio a la sociedad".

La ASES agrupa al 80 por ciento de los escoltas privados en España y mantiene "líneas de colaboración y acuerdo con numerosas entidades nacionales e internacionales". Sus objetivos fundacionales son "la promoción, gestión y defensa de los intereses profesionales de los escoltas de seguridad y el desarrollo del sector", así como "la colaboración en la mejora de la seguridad ciudadana".