El PSOE avisa que el Congreso "no puede tolerar el intento de humillación y de desprecio" del CGPJ

Actualizado 27/01/2006 13:06:45 CET

ERC llama "saboteadores" a los vocales conservadores y define a su presidente como "un Tejero sin tricornio"

MADRID, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Comisión de Justicia del Congreso, el socialista Alvaro Cuesta, advirtió hoy que la Cámara Baja "no puede tolerar el intento de humillación y de desprecio" del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), que ha elaborado un informe no pedido contra la reforma estatutaria catalana y ha invitado a la Cámara a presentar un conflicto de competencias. A su juicio, los vocales conservadores se muestran a veces "como energúmenos" en vez de como juristas.

Cuesta, que hizo estas declaraciones durante unas jornadas del PSOE sobre 'La Justicia de Proximidad', recalcó que los vocales conservadores con sus declaraciones "están desprestigiando y humillando a la independencia de los jueces".

En su opinión, el presidente del Consejo "no está cumpliendo con su obligación institucional y se deslegitima para cumplir sus funciones en el futuro" al opinar sobre un texto que será objeto de modificación en la tramitación parlamentaria. Por eso, avanzó que solicitará la comparecencia en el Congreso de Hernando porque el órgano de gobierno de los jueces debe dar cuenta de sus resoluciones y también de las opiniones políticas que emiten sus miembros acogiéndose a su papel institucional.

Para Cuesta es una "imprudencia", una "defraudación" y un "reto inaceptable" que los conservadores del CGPJ insten al Congreso a presentar un conflicto de competencias si no están de acuerdo con su comportamiento. "Es un desafío inasumible en términos democráticos. Parece que hay algunos muy obsesionados en la derecha derecha española de esconderse detrás de la sotanas y sobre todo detrás de las togas", denunció.

Asimismo, el diputado socialista subrayó la "falsedad" de las "radicales proclamas" de Hernando sobre que el Estatut de Cataluña dará lugar a que lo que es delito en una comunidad no lo sea en otra.

PSOE Y PNV: REFEDINIR SUS FUNCIONES

En este contexto, el presidente de la Comisión de Justicia apostó por redefinir las funciones del órgano de gobierno de los jueces tras sus "sectarias proclamas" y sus "desafíos". Una opinión similar sostiene el portavoz del PNV en materia de Interior y ex vocal del CGPJ, Emilio Olabarría, quien cree que ante la "gran crisis degenerativa" que afecta al CGPJ, es necesario que las Cortes Generales hagan un "replanteamiento sobre cómo volver a definir y cómo se debe gobernar la Administración de Justicia".

En declaraciones a Europa Press, Olabarría recalcó que el informe contra el Estatuto catalán carece de "relevancia" porque no se le había requerido y criticó que el Consejo esté "buscando la confrontación con otras instituciones". Además, confió en que la Cámara Baja no caiga en la "trampa" del Consejo en la que la invita a presentar un conflicto de competencias.

Por su parte, el portavoz de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) en el Congreso, Joan Tardá, afirmó que el informe sobre el Estatut aprobado por el Consejo es propio de "saboteadores" y definió al presidente de la institución como "un Tejero sin tricornio".

El dirigente republicano definió al presidente del Consejo como "fascistón" tras sus polémicas declaraciones sobre el catalán y las sevillanas. "Hernando ha demostrado poca talla, humana e intelectual --indicó--. Es un personaje turbio, sin ningún tipo de respeto hacia la ciudadanía catalana, que está mancillando una institución que debería ser ejemplar".

MÁS QUE CONFLICTO, "DESPRECIO"

Respecto a la resolución que también aprobó ayer el CGPJ invitando al Congreso a plantear un conflicto de competencias si se siente lesionado por el Consejo, Tardá replicó que el mayor conflicto que pudiera plantearse es "el desprecio absoluto". "Hernando es un Tejero sin tricornio y este tipo de personas no nos merecen ningún tipo de respeto", enfatizó, en alusión al protagonista de la intentona golpista del 23-F de 1981.

También CiU e Izquierda Verde (IU-ICV) censuraron tanto el informe del CGPJ contra el texto de reforma del Estatuto catalán, como su acuerdo instando al Congreso a presentar un conflicto de competencias si considera que interfiere en su labor legislativa.

Desde CiU, su portavoz adjunto en el Congreso, Jordi Jané, criticó también que el Consejo haya hecho 'motu propio' este informe y se mostró convencido de que será "utilizado políticamente" por el PP. Para el portavoz de Izquierda Verde en el Congreso, Joan Herrera, el CGPJ "se extralimita en sus funciones" y por tanto "incumple la ley". Ante la "preocupante pérdida de imagen" que a su juicio sufre el CGPJ, Herrera aseguró que el presidente debería asumir "sus responsabilidades y dimitir".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies