Los organizadores eligieron la sala Ghandi y los líderes de Batasuna se pusieron con corbata para la Conferencia

 

Los organizadores eligieron la sala Ghandi y los líderes de Batasuna se pusieron con corbata para la Conferencia

Actualizado 17/10/2011 20:17:01 CET

SAN SEBASTIAN, 17 Oct. (EUROPA PRESS) -

El nombre del líder indio defensor de la no violencia, Mahatma Ghandi, ha presidido la Conferencia Internacional de Paz celebrada en el Palacio de Aiete de San Sebastían. La 'Sala Ghandi' fue la elegida por los organizadores para albergar esta reunión en la que han participado a razón de unos minutos por cabeza una treintena de invitados tan diversos como el ex secretario general de la ONU, Kofi Annan, o el dirigente de la izquierda abertzale, Rufino Etxeberria.

Justo frente a la puerta principal por la que desde las 13 horas fueron accediendo los participantes se erige un monumento en el que se recuerda la estancia en el Palacio de "Don Alfonso XII" y como fue "cuidado por la tierra" cuando era "niño aún". En este mismo lugar se instaló la reina María Cristina y desde 1940 el dictador Franco fijo su residencia veraniega.

Aparentemente ajenos a esa historia fueron llegando los invitados que fueron recibidos por el alcalde de San Sebastián, Juan Carlos Eizaguirre, y el diputado general de Guipúzcoa, Martín Gartitano, que ejercieron sonrientes de anfitriones. Ambos fijaron su posición en el centro de la escalinata de acceso al palacio y no la abandonaron hasta que pasó el último invitado.

Así, los codazos se dieron entre las decenas de cámaras que se agolpaban en la puerta para captar el acceso como entre las personalidades en la escalinata. En la primera fila los citados dirigentes de Bildu junto al abogado sudafricano Brian Currin y otros tres mediadores del Grupo Internacional de Contacto (GIC). Ya en un segundo plano, a medida que los invitados avanzaban por las escaleras se encontraban con otros mediadores internacionales a los que tender la mano.

Según informó la organización a primera hora de la mañana, estaba previsto que fuese el coordinador general de Lokarri, Paul Rios, quien recibiese a los líderes internacionales, pero para ello tuvo que abandonar la concurrida escalinata y alejarse unos metros para recibirlos según bajaban del coche.

"LA CONFERENCIA REQUIERE UNA CORBATA"

Otro de los detalles entre los asistentes a la reunión fue la proliferación de corbatas, una prenda poco habitual entre alguno de los presentes como el propio Rufi Etxeberria, ataviado con corbata y americana marrón. Su entorno confesó que es la primera vez que se aplica esta prenda.

También lució corbata Paul Ríos, algo también poco habitual en su indumentaria. En su caso ya había avisado de ello después de que el histórico dirigente del PNV, Iñaki Anasagasti, le llamase la atención la semana pasada por medio de un artículo en su blog titulado "Una conferencia de paz que requiere ponerse corbata".

La organización del evento dispuso dos puntos informativos para alojar a los cerca de 70 medios de comunicación y 200 profesionales. Uno de ellos fue la puerta principal para grabar los accesos y otra, la puerta norte, donde se leyó el comunicado de las conclusiones finales.

MÚSICA DE MIKEL LABOA

Además en el recinto se habilitó una sala de prensa que no disponía de cobertura, lo que obligó a muchos periodistas a desempeñar su labor en los jardines del Palacio de Aiete donde había colocados varios altavoces que en ocasiones emitieron música en euskera del cantautor Mikel Laboa

Desde que comenzó el cónclave fue vetado el tránsito de periodistas por el lateral del edificio que daba a las ventanas de la 'Sala Ghandi'. En un momento de la reunión los participantes hicieron un receso que algunos como el diputado general de Guipúzcoa, Martín Garitano, la secretaria general de LAB, Ainhoa Etxaide, el dirigente de Batasuna, Juan José Petrikorena o el líder de Alternatiba, Oskar Matute, aprovecharon para tomar un refrigerio y fumar un cigarro en la escalinata de la puerta norte.

El descanso coincidió en tiempo con la entrada en el recinto de las victimas del terrorismo que fueron observadas desde la distancia por este grupo de participantes en la reunión.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies