El etarra Iñaki Bilbao ha ingerido voluntariamente alimentos y continuará ingresado en el centro hospitalario

Actualizado 02/11/2007 21:22:15 CET

MADRID, 2 Nov. (EUROPA PRESS) -

El etarra Iñaki Bilbao Goikoetxea ingirió hoy alimentos de manera voluntaria y por su propia mano después de que hace diez días comunicara a la dirección del Centro Penitenciario Puerto III de Cádiz que iniciaba una huelga de hambre, según indicaron a Europa Press fuentes penitenciarias.

El etarra, que cumple condena por un delito de injurias graves a la autoridad y por el asesinato de un concejal socialista de Orio (Guipúzcoa), inició hace diez una huelga de hambre y sed para denunciar su situación penitenciaria que obligó a su ingreso hospitalario el pasado día 30 debido al deterioro de su salud.

El preso etarra se alimentó hoy de manera voluntaria, sin ser forzado a ello, y por su propia mano. En los días en los que ha permanecido hospitalizado, los responsables del centro sanitario únicamente le han proporcionado suero para que no se deteriorase su salud a consecuencia de la nula ingesta de alimentos y líquidos.

En caso de que en algún momento peligre el estado físico del preso, se solicitaría a la autoridad judicial competente la autorización para llevar a cabo su alimentación forzosa. Iñaki Bilbao continuará ingresado en el Hospital de Puerto Real de Cádiz hasta su completa recuperación física, según informaron a Europa Press fuentes de Instituciones Penitenciarias.

Bilbao, que se suma así a la lista de presos etarras que han protagonizado huelgas de hambre como en el caso de Juana Chaos, que la mantuvo durante 115 días, fue condenado el pasado 11 de octubre por la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional a 14 años de prisión por un delito de injurias graves a la autoridad tras las reiteradas amenazas a los magistrados Alfonso Guevara y Baltasar Garzón.

Además, en marzo de 2005, la Audiencia Nacional le condenó a dos años de prisión por otra amenaza a Garzón, realizada el 17 de marzo de 2003. En este juicio, celebrado en febrero de 2005, reiteró su actitud amenazadora y apuntó con su mano, simulando una pistola, a la fiscal y a los miembros del tribunal e hizo el gesto de disparar contra ellos.

El 16 de octubre de 2003 amenazó también de muerte a Fernando Andreu cuando le iba a tomar declaración en relación con las amenazas a Garzón, a quien amenazó con el mismo gesto y le dijo que le quedaba "menos que a Melitón Manzanas", en referencia al comisario de la policía franquista asesinado por ETA en 1968. El etarra repitió la misma escena en abril de 2003 con la juez Teresa Palacios y le hizo el mismo gesto mientras le decía: "Fascista, tienes los días contados".

Bilbao está condenado por la Sección Cuarta de lo Penal de la Audiencia Nacional, además, a 45 años de prisión por el asesinato a tiros del concejal socialista de Orio (Guipúzcoa) Juan Priede en marzo de 2002. Dos años antes de este asesinato, el etarra fue puesto en libertad tras ser arrestado por pertenencia a un comando no fichado de ETA en 1983.