Exconsejero de Caja Madrid recurre su imputación y dice que las 'tarjetas black' eran costumbre consolidada en el tiempo

 

Exconsejero de Caja Madrid recurre su imputación y dice que las 'tarjetas black' eran costumbre consolidada en el tiempo

Publicado 04/02/2015 19:12:29CET

MADRID, 4 Feb. (EUROPA PRESS) -

El exconsejero de Caja Madrid, Rodolfo Benito, ha recurrido su imputación en la investigación abierta en la Audiencia Nacional sobre la utilización de 'tarjetas black' opacas al fisco al defender que siempre pensó que su uso era "legítimo" ya que la entidad le dijo cuando alcanzó el cargo que se trataba de "una costumbre consolidada desde hacía tiempo".

Así lo recoge en el recurso, al que ha tenido acceso Europa Press, que su defensa ha presentado contra la providencia del juez Fernando Andreu en la que se le llama a declarar en calidad de imputado en esta pieza separada del 'caso Bankia' por indicios de delitos de administración desleal o apropiación indebida.

Según explica, entró a formar parte del Consejo de Administración a través de una renovación parcial en 2003 y en ese momento le indicaron que tenía derecho a una "tarjeta de crédito -que nunca pidió-- de libre disposición con unos determinados criterios de utilización y con un límite mensual de gasto". "Se le dijo que era una costumbre consolidada desde hacía tiempo", ha añadido.

A tal efecto, le entregaron el contrato de la visa, informándole de que "no debía entregar facturas de los gastos realizados" ya que los controlaba la caja de ahorros, que también asumía su fiscalidad y tributaba por ellos. En este sentido, le aseguraron que esta práctica era "conocida y avalada" por el Banco de España y la CNMV.

El histórico sindicalista de CCOO, que alude a un correo electrónico remitido por el entonces secretario del Consejo Enrique de la Torre, pone de relieve que la que fuera la cuarta entidad financiera de España generaba la "suficiente confianza" como para creer en la palabra de sus directivos. Utilizó la tarjeta durante seis años sin recibir durante todo este tiempo ninguna reclamación de la Agencia Tributaria ni de ninguna otra institución.

"Nadie en su sano juicio puede alcanzar tal nivel de sospecha ante la apariencia generada por los directivos de una entidad financiera que pueda pensar que la referida tarjeta no había sido autorizada de manera legal", prosigue el abogado, para añadir que la posible responsabilidad incumbiría solo a las personas que autorizaron los plásticos e hicieron creer a su cliente que su uso era "absolutamente legal".

En el marco de esta investigación, el titular del Juzgado Central de Instrucción número 4 mantiene imputados a 82 antiguos miembros del Consejo de Administración y exdirectivos de Caja Madrid, entre ellos los expresidentes Miguel Blesa y Rodrigo Rato o el ex director financiero Ildefonso Sánchez Barcoj. Los primeros 27 exconsejeros declararán a partir del próximo 16 de febrero.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies