Fabra asegura que está en "modo espera" por la candidatura y que el PP "no oye el tictac"

Alberto FAbra en el desayuno informativo
Foto: GVA
Actualizado 28/01/2015 12:08:27 CET

VALENCIA, 28 Ene. (EUROPA PRESS) -

   

El presidente de la Generalitat valenciana, Alberto Fabra, ha asegurado que se encuentra en "modo espera" respecto a su posible candidatura a encabezar la lista del PP al Gobierno valenciano y ha recalcado que los 'populares' "no oyen el tictac porque hace mucho tiempo que tienen relojes automáticos" en referencia a las palabras que el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, realizó en un mitin en valencia, donde afirmó que tras la victoria de Syriza en Grecia, Mariano Rajoy ya escucha "tic, tac, tic, tac".

Fabra se ha pronunciado en estos términos en el desayuno informativo 'Fórum Europa. Tribuna Mediterránea' al que han asistido, entre otros, varios miembros del Consell, el delegado del Gobierno en la Comunitat, Serafín Castellano, la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, así como representantes del empresariado y agentes sociales.

Respecto a la candidatura para los comicios autonómicos, Fabra ha incidido en que no es un tema solo de la Comunitat Valenciana, sino que es una "estrategia" de partido y que para esto hay que utilizar la "paciencia, la prudencia y la perseverancia".

Además, ha realzado la "estabilidad" que ofrece el PP frente a "modelos trasnochados, demagógicos y extremistas" que han "recogido el enfado y el descontento", y que "lo único que buscan es decir lo que los ciudadanos quieren escuchar". "Pero cuando rascamos no hay nada, un producto de laboratorio", ha apostillado.

El jefe del Consell ha remarcado que los españoles "pueden elegir entre "la seguridad de la buena gestión" o unos "proyectos que, en algunos casos son difusos", y que "siempre se necesitarán unos a otros para sobrevivir". De la oposición ha dicho que su proyecto es "acabar con el PP" y que suenan a "demolición".

Bajo este tono, Fabra ha alertado de que sus "adversarios" políticos proponen el fin de los conciertos educativos, la oposición al AVE y al Corredor Mediterráneo que haría perder "miles de puestos de trabajo", un sistema sanitario público directo que "es inviable" a corto plazo, "más personas con sueldo público e impuestos".

De esta manera, ha recordado que 2015 será un año en el que "se celebrarán, por primera vez, hasta cinco elecciones", y por ello ha urgido a la sociedad a "huir de experimentos y propuestas que puedan poner en peligro el cambio hacia la recuperación que hemos emprendido". En este punto, ha afirmado que 2015 será el año del "despegue definitivo" de la economía.

EMPLEO

Con la advertencia de que "nadie vea un optimismo victorioso" en sus palabras, el jefe del Consell ha pronosticado que en este ejercicio se crearán "hasta 100.000 empleos nuevos" y que "si se mantiene la estabilidad política necesaria" se llegarán a los 250.000 puestos de trabajo "en sólo tres ejercicios".

A preguntas de los empresarios de cómo va a conseguir ese reto de creación de empleo, ha explicado que con un crecimiento del 1,4 por ciento en 2014 se crearon 61.800 nuevos puestos de trabajo. Así, Fabra ha hecho cuentas y ha dicho que con la previsión de acabar este año con un crecimiento del 2,1 por ciento, "todo hace pensar que seamos capaces de generar 100.000 puestos" Asimismo, en 2016, "si las expectativas de crecimiento se consolidan, generaremos otros 100.000", lo que da la cifra ofrecida por el jefe del Consell para los tres ejercicios.

"NI FRÍO NI CALOR"

El presidente Fabra, también ha empleado parte de su tiempo para criticar a la oposición porque "en cada una de las decisiones difíciles" que ha adoptado el Consell, nunca les han apoyado. "Siempre ha estado detrás de la pancarta, donde uno no tiene ni frío ni calor" y está "cómodamente instalado criticando lo que hacen otros". Pero, "gracias a las decisiones difíciles es como ahora podemos estar mejor y es lo que tiene que ver la sociedad", ha dicho.

En relación a la toma de decisiones, ha reconocido que ha cometido "errores" pero que ha hecho "examen de conciencia" y sabe "lo que tiene que hacer mejor". En todo caso, ha apuntado, a preguntas de los presentes, que no puede decir públicamente a qué errores se refiere.

CORRUPCIÓN y "RUIDO"

Otro de los puntos por los que se le ha inquirido a Fabra ha sido por la corrupción. Al respecto ha dicho que ha recibido "muchas críticas" por ser "contundente" a la hora de tratar de atajar esta situación pero ha valorado que ahora "estamos mejor que hace tres años y medio".

Así, ha defendido que seguir por el camino de ser "rigurosos" y "exquisitos" en el ámbito público y que "nadie pueda poner en tela de juicio la labor que estamos haciendo en las instituciones porque no sería justo y porque es lo que buscan algunos, quedarse en la crítica". Por tanto, "hay que estar atento y si hay un proceso judicial vinculado a corrupción, hay que apartar a esas personas de la primera línea para que nadie pueda confundir el trabajo que hacemos con el ruido para confundir a la ciudadanía", ha agregado.

SANIDAD PÚBLICA Y HORARIOS COMERCIALES

Por otro lado, en respuesta a cuestiones planteadas por los presentes, el jefe del Consell ha comentado que la "controversia" de los horarios comerciales debe resolverse con diálogo en el Observatorio del Comercio.

Asimismo, le han inquirido por los colapsos en las urgencias de los hospitales, a lo que Fabra ha dicho que "cuando hay una epidemia o algún brote, se pueden producir algunas situaciones de punta, mayores a las que normalmente se tienen". Sin embargo, "no hay que evaluar a la sanidad por un pico que pueda haber", ha defendido.