El PP acusa a Barreda de "vender el bienestar de C-LM" para conseguir la candidatura a la Junta en 2011

 

El PP acusa a Barreda de "vender el bienestar de C-LM" para conseguir la candidatura a la Junta en 2011

Actualizado 20/07/2009 15:58:32 CET

Nadal lamenta que el nuevo modelo, "a petición del Gobierno catalán", "castigue" a C-LM por haber reducido el impuesto de sucesiones

TOLEDO, 20 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Partido Popular acusó hoy al presidente regional, José María Barreda, de "vender el bienestar y los servicios de los castellano-manchegos de forma dócil" por suscribir el nuevo modelo de financiación autonómica propuesto por el Gobierno central, a cambio de conseguir por parte del secretario general del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, la candidatura a la Presidencia la Junta de Comunidades en 2011.

Así lo manifestó hoy en rueda de prensa la portavoz del PP en la región, Carmen Riolobos, que acompañada por el secretario nacional de Economía del PP, Álvaro Nadal, defendió que "Barreda está usando a los castellano-manchegos como moneda de cambio para que Zapatero le nomine".

Riolobos, que recordó que este fin de semana se celebró el Consejo Territorial del PSOE que "coordina" Barreda, calificó de "gran error" el hecho de que el presidente regional "haya apoyado sin condiciones este modelo de financiación", algo que a su juicio viene a evidenciar "la debilidad que Barreda tiene en este momento, tanto en la región, como en su partido". "No es de recibo que haya vendido el bienestar de los castellano- manchegos por conseguir la candidatura para el 2011", agregó.

Prosiguió la también senadora del PP afirmando que "ese grave error lo ha confirmado" la vicepresidenta y consejera de Económica y Hacienda, María Luisa Araújo, que "ha reconocido que no se ha llegado al 5 por ciento en la consecución de fondos para Castilla-La Mancha, sino que la región ha percibido un 4,5 por ciento", en referencia a la entrevista publicada por el diario La Tribuna.

En otro orden de cosas la portavoz de los 'populares' de la región recordó que, coincidiendo con la celebración del Consejo Territorial del PSOE, un juzgado de Ciudad Real ha admitido a trámite el concurso de acreedores para el aeropuerto de esta ciudad, "por una deuda de 17 millones de euros".

"Desde el punto de vista político es inaceptable que el presidente regional no se haya pronunciado al respecto, sobre un proyecto de esta envergadura, que es estratégico para Castilla-La Mancha, ni haya hecho un gesto de defensa firme de esta infraestructura tan importante para la región", lamentó Riolobos.

"Tanto en el caso del aeropuerto, como en otros, Barreda no ha tenido la fortaleza suficiente para evitar la intervención de CCM y su caída por sus mangoneos y su falta de actuación", indicó Riolobos, que a continuación mostró su temor de que la viabilidad de un proyecto tan importante como es el del aeropuerto esté en riesgo "por la pasividad inaceptable de Barreda".

DESPLOME DE LOS INGRESOS PÚBLICOS

Por su parte el secretario nacional de Economía del Partido Popular criticó que el modelo de financiación presentado por el Gobierno central, al contrario que el resto, sea el primero en el que las comunidades autónomas no hayan tenido la opción de negociar. "El único que ha tenido esa capacidad --dijo Nadal-- ha sido un partido político, que es de Cataluña, y es independentista para más señas," apostilló.

"Y en este juego el presidente de Castilla-La Mancha ha dicho que le parece estupendamente bien, porque es muy disciplinado" lamentó el también diputado por Albacete, que aseguró que es "falso" que este nuevo modelo aporte más recursos "porque los ingresos públicos en 2008 y 2009 se han desplomado, del orden de 50.000 millones de euros".

Así, explicó que las administraciones públicas no tienen dinero, porque se ha aumentado la deuda pública, "y encima a las comunidades autónomas se les dio un anticipo de ingresos que han sido muy superiores a los que después se han recaudado, y que ahora tienen que devolver".

A esto se añade, continuó Nadal, el hecho de que el Gobierno haya repartido 11.000 millones para amortiguar el golpe de estas devoluciones, "de manera arbitraria y en función de intereses políticos, pues mientras Cataluña recibirá 2.800, Castilla-La Mancha recibirá 500".

"Tampoco es verdad que se estén garantizando los servicios públicos", mantuvo el secretario nacional de Economía, que añadió que por ende, el modelo es "insolidario y castiga a aquel que baja los impuestos", como ocurre con Castilla-La Mancha "que redujo el impuesto de sucesiones, y ahora se le ha penalizado por ello por petición del Gobierno catalán".

Por ello, Álvaro Nadal vaticinó que el incremento de la deuda pública seguirá agravando la crisis económica, y generará más desempleo, y apuntó que la receta para parar "esta bola de nieve que no para de engordar" es una política de austeridad y control del gasto.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies