Gibraltar- Alemania media entre Reino Unido y España para desbloquear la aplicación de sanciones de la UE a Corea e Irán

Actualizado 09/02/2007 20:11:59 CET

BRUSELAS, 9 Feb. (EUROPA PRESS) -

La presidencia de turno de la Unión Europea, que este semestre ejerce Alemania, ha presentado una propuesta de compromiso ante Reino Unido y España para intentar desbloquear la aplicación de las sanciones de la UE a Corea del Norte e Irán, estancadas a raíz del contencioso que enfrenta a Madrid y Londres por las competencias que pueden asumir las autoridades de Gibraltar.

Según informaron a Europa Press fuentes diplomáticas, Alemania espera en los próximos días una respuesta a su oferta por parte de los dos países, con la esperanza de que el lunes día 12 el asunto pueda salir adelante en el seno del Comité Político y de Seguridad de la UE (Cops), que se reunirá en Bruselas poco antes de que lo hagan los ministros de Asuntos Exteriores de la Unión Europea.

La disputa entre Madrid y Londres a cuenta de Gibraltar bloquea la aplicación de las sanciones a Corea del Norte aprobadas por la UE en noviembre de 2006 en virtud de la resolución 1718 de Naciones Unidas y contra Irán. Los Veintisiete discuten ahora el reglamento para hacer efectivas las sanciones pero el debate se ha estancado por el problema bilateral entre Madrid y Londres.

El motivo de la contienda es que el reglamento contiene un anexo en el que figura Gibraltar como "autoridad competente", un hecho que causó "cierta sorpresa" en el Ejecutivo español porque, según su interpretación, al ser las sanciones contra terceros países uno de los principales instrumentos de la política exterior se podría interpretar que se dan a Gibraltar competencias en este terreno.

Aunque según fuentes diplomáticas españolas "no se trata de ningún drama" hay un "malestar británico y una incomodidad española" que está intentando solventarse a través de negociaciones directas entre las dos capitales con la intención de llegar a un acuerdo.

No obstante, las fuentes admiten que los temas relacionados con Gibraltar "son lentos" y que lo que ahora es un mero "problema técnico" puede convertirse en un "problema político".

Mientras, fuentes diplomáticas británicas alegan "necesidades legales" para incluir a Gibraltar entre las autoridades competentes a la hora de velar por la aplicación de las sanciones.

Esgrimen, en este sentido, que constitucionalmente existe una clara distinción entre la política exterior, competencia que corresponde ejercer al Reino Unido y la gestión diaria de cuestiones concretas como por ejemplo la existencia de cuentas bancarias pertenecientes a países sobre los que pesa un embargo, que sería el caso de las sanciones a Corea del Norte.

Según las mismas fuentes, Reino Unidos y el resto de países de la UE están de acuerdo con el texto propuesto y sólo España mantiene las reservas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies