El Gobierno dice que hay un procedimiento "muy tasado" tras la detención de Puigdemont y confían en la Justicia alemana

La vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, en la sesión de control
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 26/03/2018 14:12:57CET

Santamaría señala que la Justicia alemana tiene un plazo de 60 días, ampliable otros 30, para tomar una decisión

MADRID, 26 Mar. (EUROPA PRESS) -

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha asegurado este lunes que hay un procedimiento "muy tasadotras la detención del expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont en Alemania, en virtud de la euroorden de detención y entrega reactivada por el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena. Además, ha dicho que el Ejecutivo español respeta y confía en las decisiones de la Justicia alemana.

En declaraciones a los medios de comunicación, tras presidir en el Palacio de la Moncloa la Comisión General de Secretarios de Estado y Subsecretarios, Sáenz de Santamaría ha subrayado que la detención de Puigdemont es una "buena noticia" que "pone de manifiesto que Europa es un "espacio de derecho" en el que unos países "confían" en los otros y en la "democracia del conjunto", de forma que, entre todos sigue "avanzando en el respeto a la ley y la democracia".

La vicepresidenta del Gobierno ha explicado que el procedimiento a partir de ahora --Puigdemont ha pasado la noche en la prisión alemana de Neumünster, donde permanece a la espera de comparecer ante el juez-- está "muy tasado" e incluye una primera comparecencia ante el juez. Según ha añadido, con la euroorden la Justicia alemana "tiene un plazo de 60 días ampliable por otros 30" para "tomar una decisión de acuerdo con el derecho aplicable".

Sáenz de Santamaría ha destacado que Europa es un "espacio de seguridad, un espacio de Justicia y de confianza democrática". "Nosotros respetamos los procedimientos de la Justicia alemana porque ése es el pacto que nos hemos dado todos los europeos para lograr que Europa, que es una gran democracia, pues todos ayudemos al conjunto a que se respete la ley y las decisiones de los tribunales", ha manifestado.

EL CÓDIGO PENAL ALEMÁN

El expresidente de la Generalitat fue detenido por la policía alemana en una autopista a la altura de la localidad de Schuby, cuando se dirigía dirección sur hacia Hamburgo, después de que el viernes el magistrado del Tribunal Supremo Pablo Llarena reactivara las órdenes europeas e internacionales de detención para Puigdemont, así como los exconsejeros que huyeron con él a Bélgica --Antoni Comín, Clara Ponsatí, Meritxel Serret y Lluís Puig--.

El Código Penal alemán, uno de los países con los que España tiene una cooperación judicial más activa, contempla penas que van desde los diez años de prisión a la cadena perpetua para un delito muy similar al de rebelión.

En concreto, la legislación alemana no recoge el delito por rebelión, pero castiga en su sección 81 la alta traición contra la Federación con pena privativa de la libertad de por vida o con pena privativa de la libertad no inferior a diez años.

El Código Penal alemán entiende por alta traición el intento "con "violencia o por medio de violencia" de perjudicar la existencia de la República Federal de Alemania o "cambiar el orden constitucional que se basa en Constitución de la República Federación de Alemania".

Además, la ley alemana castiga con pena privativa de la libertad de uno hasta diez años a "quien prepara una determinada operación de alta traición contra la Federación alemana". Si existe arrepentimiento eficaz del delito de alta traición, el Código Penal alemán establece en su sección 83 que el tribunal puede disminuir la pena según su criterio.