Gobierno presenta en el Senado la estrategia de España en Asia ante las críticas de la oposición por falta de ambición

Ildefonso Castro, secretario de Estado de Asuntos Exteriores
CONGRESO - Archivo
Publicado 01/03/2018 14:12:14CET

España plantea abrir una embajada en Birmania y nuevos consulados en India y China

MADRID, 1 Mar. (EUROPA PRESS) -

El secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Ildefonso Castro, ha presentado este jueves la visión estratégica para España en Asia en el Senado, en la que ha identificado este continente como una "oportunidad" para los intereses españoles, si bien ha reconocido que España exporta poco a este continente. Los grupos de la oposición han criticado la falta de ambición de los planes del Ejecutivo, así como han lamentado el poco peso internacional de España.

"Nos ha afectado la crisis, admito que tenemos menos peso en Asia que otros países europeos, pero decir que es nulo es exagerado, no es exacto", se ha defendido el secretario de Estado sobre los comentarios de la oposición en la Comisión de Exterior de la Cámara Alta.

Destaca el Gobierno que el progreso de la región asiática coincide con el cambio de modelo económico español, "apostando por una vocación exportadora". Y a la vez que resalta que las ventas al exterior representan un 33 por ciento del PIB español, apunta que las exportaciones a Asia se encuentran diez puntos por debajo de la media de los países europeos, 10 por ciento de las exportaciones españolas frente al 20 por ciento de países del entorno. Así, ha identificado Asia como un "motor esencial" para el conjunto de la actividad exportadora española.

Ante las críticas por falta de proyección de estos planes, además de su carencia recursos cuantificables y presupuestables, Ildefonso Castro ha subrayado que no es "realista" que España por si misma vaya a tener un peso fundamental, señalando la importancia de actuar junto a los socios europeos a través de la UE. Por eso, ha dicho, esta visión se inserta en la estrategia de Unión Europea (UE) en el continente.

"Queremos influir en la política de la UE", ha explicado, sobre el calado de la estrategia española en Asia. El miembro del Gobierno ha defendido que estos planes en Asia hasta 2020, abogan por una "globalización constructiva" y por un beneficio equilibrado de las partes y señala que la pertenencia a la UE es un "activo" para el devenir de los intereses españoles en el continente.

Y ha apuntado a que España puede acompañar en el trayecto económico de prosperidad que muchas países están transitando, dada su propia experiencia desde la Transición. Ildefonso Castro ha dado un dato: 2.600 millones de asiáticos han accedido a las clases medias en los últimos años.

NUEVA EMBAJADA EN BIRMANIA

Ildefonso Castro ha informado de que España baraja abrir nuevas sedes diplomáticas en Asia, y, aunque no hay nada cerrado, apunta a que ésta sea en Birmania, mientras que se estudia la apertura de dos nuevos consulados: uno en India y otro en China.

La comparecencia del secretario de Estado ha sido motivo de felicitación de muchos de los portavoces en la Comisión de Exterior, quienes sin embargo mayoritariamente han criticado la vaguedad y la poca concreción de la posición española en Asia. "¿Estamos hablando de jugar en la Champions o de establecer objetivos de redacción de colegio", se ha preguntado Jokin Bildarratz, del PNV, quien ha criticado la falta de ambición del Ejecutivo.

Entre los comentarios suscitados, la oposición ha planteado el papel que desempeñan los Derechos Humanos en las relaciones internacionales de España y si de alguna manera éstas pueden verse afectadas por la violaciones de algunos países.

A esto, el secretario de Estado ha destacado que esta cuestión se "plantea siempre" en reuniones con homólogos asiáticos y ha asegurado que una reciente cumbre de alto nivel, "un tercio" de la conversación versó sobre la pena de muerte y sobre los Derechos Humanos de ese país asiático, que no ha querido desvelar.

Por ello, Ildefonso Castro ha subrayado que España desde su posición en el Consejo de Derechos Humanos hasta 2020 aprovechará para imprimir estos valores en las relaciones exteriores también en la región asiática. "La lucha contra la aplicación de la pena de muerte la han hecho todos los gobiernos, y la vamos a seguir haciendo", ha reiterado.