ICV acusa a Montoro de "comprar votos" con una reforma fiscal mientras baja el techo de gasto

Dolors Camats, ICV
EUROPA PRESS
Actualizado 27/06/2014 19:26:48 CET

Reprocha a Mas-Colell que critique ahora unas políticas de las que CiU fue "entusiasta"

BARCELONA, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

La coordinadora nacional de ICV, Dolors Camats, ha acusado este viernes al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro de "comprar votos" con la reforma fiscal y la rebaja de algunos impuestos, y le ha reprochado que al mismo tiempo reduzca el techo de gasto para 2015 en 129.060 millones euros, un 3,2% menos que en 2014.

"Si no hay dinero y hay que recortar los presupuestos, ¿A qué viene una reforma fiscal que lo único que hace es comprar votos y voluntades para elecciones próximas?", ha cuestionado en declaraciones a los periodistas antes de la reunión del Consell Nacional de los ecosocialistas.

Según Camats, los cambios previstos en los impuestos no garantizan la recuperación económica ni la salida de la crisis, y ha considerado cínico que se quiera reducir el Presupuesto del Estado para 2015 en 4.200 millones de euros mientras se dejan de ingresar 7.000 millones con "regalos de la reforma fiscal".

Ha reprochado al Ejecutivo central que con la medida ha anunciada este viernes insiste en una política económica "que se ha demostrado fracasada y tremendamente injusta", que carga los ajustes sobre los ciudadanos.

La dirigente ecosocialista ha deplorado también que este ajuste se cargue sobre las autonomías y los ayuntamientos, lo que repercute en las partidas destinadas a políticas que afectan más directamente a los ciudadanos como la sanidad, la educación y algunas prestaciones sociales.

CRÍTICA A CiU

Camats ha afeado al conseller de Economía y Conocimiento, Andreu Mas-Colell, que se queje ahora de estas propuestas, cuando en CiU han sido "grandes entusiastas" de esta política económica.

"Lo primero que debería hacer el Govern es reconocer el error que han supuesto las políticas de austeridad y rectificarlas", ha continuado, y ha remarcado que la primera oportunidad será en los Presupuestos de la Generalitat de 2015.