Marruecos señala que desde 2004 ha descendido en un 65% la salida de inmigrantes hacia España

 

Marruecos señala que desde 2004 ha descendido en un 65% la salida de inmigrantes hacia España

Actualizado 10/07/2006 22:06:29 CET

En este tiempo, Rabat ha desmantelado "más de un millar" de redes que traficaban con seres humanos

RABAT, 10 Jul. (Del enviado especial de EUROPA PRESS, Antonio Rodríguez) -

El ministro marroquí del Interior, Chakib Benmoussa, anunció esta tarde en la Conferencia euroafricana sobre migración y desarrollo que la salida de inmigrantes clandestinos desde territorio marroquí hacia España ha descendido un 65 por ciento desde 2004, período en el cual Rabat ha desmantelado "más de un millar" de redes dedicadas al tráfico de seres humanos.

Benmoussa expuso en la reunión la política "ejemplar" que lleva a cabo el Reino alauí para favorecer una serie de medidas como el retorno voluntario en el marco de un "respeto total" de los derechos y la dignidad de los inmigrantes. Fruto de ello es que, según sus datos, más de 6.000 personas ha regresado a sus países de origen, lo que hace a Marruecos ser un "pionero en la cooperación sur-sur" en este área.

El responsable marroquí hizo hincapié en los "esfuerzos" que lleva a cabo Marruecos en la lucha contra la inmigración ilegal gracias a una serie de "valientes reformas" que han permitido la puesta en marcha de aspectos jurídicos e institucionales para combatir este fenómeno.

"Marruecos ha desplegado importantes medios para una lucha eficaz contra las redes de trata de seres humanos y la protección de sus fronteras", dijo Benmoussa antes de subrayar que el Gobierno de Rabat ha desplegado "alrededor de 11.000 efectivos de diferentes servicios de seguridad" para este objetivo.

Previamente, el ministro marroquí de Asuntos Exteriores, Mohamed Benaissa, instó a que el problema de la inmigración irregular "no se limite a consideraciones de seguridad" y dijo que su país privilegia la adopción por parte de esta Conferencia ministerial euroafricana sobre migración y desarrollo"un enfoque positivo y mas dinámico de la migración".

Benaissa reiteró la posición marroquí en cuanto a la "preservación de la dignidad y derechos de los inmigrantes africanos y a la garantía de su diversidad", al tiempo que subrayó que una inmigración "lograda y beneficiosa para el país de acogida y de origen implica una buena integración social, económica y cultural de los inmigrantes".

"Ha llegado el momento de adoptar un plan de acción consensual, equilibrado, pragmático y audaz, que esté a la altura de las grandes preocupaciones que nuestros países asumen, en un espíritu de solidaridad activa y responsabilidad compartida", aseveró.

Para el jefe de la Diplomacia marroquí, es "imperativo" actuar "directamente sobre las causas profundas que engendran y mantienen este fenómeno migratorio", que ha alcanzado, en su opinión, "una amplitud cada vez mas preocupante".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies