Buscar
Aviso: Esta noticia tiene más de un año. Última actualización: 10/02/2010

Actividad ilegal

Intentarán evitar el uso de cebos envenenados en especies protegidas

MÉRIDA, 10 Feb. (EUROPA PRESS) -

   Varias instituciones extremeñas constituyeron este miércoles un Comité de Seguimiento sobre Ecotoxicología que se encargará de plantear una estrategia para evitar el uso ilegal de cebos envenenados en especies naturales protegidas en la región.

   El director general del Medio Natural de la Junta de Extremadura, Guillermo Crespo, explicó que la región "no es un lugar" en el que se produzcan "demasiados problemas" en esta materia, de hecho, indicó que el "50 por ciento de los casos en España se han detectado en Andalucía y Castilla y León". No obstante, Extremadura tiene "una diversidad especialmente rica" e "importante", por lo que este comité intentará que los "pocos casos que haya se conviertan en ninguno".

   De esta manera, según dijo Guillermo Crespo en un encuentro con los medios durante la celebración de la reunión en la que se constituyó el comité, lo que se pretende es "coordinar los procedimientos" de las diferentes instituciones participantes para que haya "mucha más rapidez" en las actuaciones y "más probabilidades de llevar a buen recaudo las imputaciones" que se produzcan por utilización de veneno con mortandad para especies naturales protegidas.

   Cabe señalar que forman parte del Comité de Seguimiento sobre Ecotoxicología los dos fiscales ambientales de Cáceres y Badajoz, el Seprona, la Universidad de Extremadura (UEx), el Servicio de Conservación de la Consejería de Industria, Energía y Medio Ambiente, y el Servicio de Sanidad Animal de la Consejería de Agricultura y Desarrollo Rural.

"MUCHO DESCONOCIMIENTO"

   Este comité tendrá tres funciones "muy marcadas", señaló Crespo, la primera de ellas es que se hará un "enorme esfuerzo" en informar a la gente sobre la ilegalidad del uso de venenos, ya que "aún hay mucho desconocimiento al respecto".

   Asimismo, se pretende formar a los agentes del medio natural en Extremadura, y desarrollar una educación ambiental para que la ciudadanía "conozca de los perjuicios" del uso del veneno.

   "Hay que entender", añadió el director general, que por cada pieza que persigue quien pone el veneno, "mueren entre ocho y nueve que no tienen nada que ver" y que, "probablemente, son especies silvestres, algunas de ellas de incalculable valor como un águila imperial".

   Guillermo Crespo señaló que el segundo de los objetivos es el de intentar "disuadir, convencer y prevenir", así como buscar unos procedimientos para "premiar" aquellas conductas que son "muy respetuosas con el medio ambiente" en la agricultura y en la caza, y "castigar en mayor medida a aquellas que no lo sean y usen el veneno en contra de los intereses generales" del medio natural.

   La tercera de las funciones de este comité recae en "imprimir claramente un mayor ritmo y presión en el ámbito de la vigilancia y la sanción", tanto administrativa como penal.

   Esta comisión se reunirá "una o dos veces al año" y cuando se produzcan casos "especialmente significativos o graves".

   Este tipo de actuaciones tienen su origen "casi siempre" en una "mala práctica" ganadera o cinegética. Así, indicó como ejemplo, que algunas rapaces "puedan ser rivales" de las piezas de caza habituales, por lo que "algún insensato" podría utilizar pesticidas o insecticidas, que en determinadas dosis "pueden tener incidencias muy importantes", subrayó el director general.

   En cuanto al tipo de personas que realizan estas prácticas, indicó que no hay una identificación clara y pueden existir "motivos de lo más variopintos y ninguno de ellos lógico ni razonable", es decir, que puede ir "desde una afrenta con el vecino" o hasta "rivalidades con la propia fauna", como puede ser la intención de "evitar que haya demasiados zorros".

   Por ello, Crespo destacó que la comisión pretenderá crear un "rechazo social claro" hacia este tipo de prácticas, porque se trata de "delitos difíciles de demostrar en los que el rechazo social sí ayuda mucho".

   A preguntas de los periodistas sobre las especies en las que se produce la mayoría de casos de envenenamiento, el director general del Medio Natural señaló que las "más preocupantes" son las especies carroñeras.

   Finalmente, cabe destacar que en Extremadura se han producido una media de "entre 25 y 30" expedientes en los últimos cinco años por utilizar veneno y producir la muerte de varias especies naturales protegidas.

Cargando el vídeo....
 

 

© 2014 Europa Press. Está expresamente prohibida la redistribución y la redifusión de todo o parte de los contenidos de esta web sin su previo y expreso consentimiento.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies