Moratinos defiende la coherencia de España frente a países que se plantearon boicotear la inauguración

Actualizado 08/08/2008 14:46:24 CET

Asegura haber recabado algunos votos para Madrid 2016 y augura que el deporte español conseguirá 24 medallas, ocho de oro

MADRID, 8 Ago. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Miguel Angel Moratinos, defendió hoy la "coherencia" del Gobierno español frente a la de otros Ejecutivos occidentales que se plantearon boicotear la ceremonia de apertura de los Juegos Olímpicos (JJOO) como protesta por la represión de marzo en Tíbet y hoy en cambio tienen representantes de alto nivel en Beijing.

El ministro contestó así, en declaraciones a la Cadena Ser recogidas por Europa Press, a las críticas recibidas por el Gobierno español desde algunos sectores que creen que reacciona con tibieza a la falta de Derechos Humanos en el gigante asiático, en comparación con la actitud de los presidentes estadounidense y francés, George W.Bush y Nicolas Sarkozy, respectivamente, que han denunciado la falta de libertades en China antes de volar a este país.

"Nosotros nunca dijimos que no acudiríamos a China. Dijimos que habría una representación política y una representación de la Familia Real", subrayó y recordó que desde un primer momento el Ejecutivo explicó que prevalecería el "espíritu olímpico" en la presencia española en los Juegos.

"Otros países han cambiado, han dicho unas cosas en un momento y ahora dicen otras", indicó sin citar a ninguna nación. Sin embargo, aquellos que "decían que no había que acudir a China nos han dado la razón y están hoy aquí", añadió.

Tras la represión de las manifestaciones de marzo en Tíbet por las autoridades chinas, que podrían haber provocado más de 200 muertos, según algunas asociaciones, Sarkozy no descartó boicotear la ceremonia de apertura de los Juegos y condicionó de algún modo su presencia a que China dialogara con el Dalai Lama. Tampoco descartaron esta opción los portavoces de la Casa Blanca, aunque Bush confirmó a principios de julio su presencia en la inauguración.

El jefe de la Diplomacia española se mostró convencido de que la sociedad española "comprende que lo que se impone" en estos Juegos es el "espíritu olímpico" y reiteró que en sus contactos estos días con las autoridades chinas no ha escuchado ninguna queja sobre la investigación abierta por la Audiencia Nacional a siete altos cargos chinos por la represión de marzo pasado en Tíbet.

Moratinos aseguró por otro lado haber recabado ya en estos días de estancia en China "algunos votos" en favor de la candidatura de Madrid a ser sede de los JJOO en 2016. "El día de ayer prácticamente sólo me dediqué, aparte de mis contactos con las autoridades chinas, a tener muchos contactos con los miembros del Comité Olímpico Internacional", relató.

Entre esos apoyos, dejó entrever que figura China, en cuyas autoridades ha encontrado "muy buena sintonía" hacia la candidatura de Madrid. "Saben lo que hizo (Juan Antonio) Samaranch por estos Juegos --él era presidente del Comité Olímpico Internacional cuando se eligió la candidatura de Beijing-- y también saben lo que está haciendo España dentro del espíritu olímpico", afirmó Moratinos.

El ministro, que ayer participó junto a los Príncipes de Asturias en la recepción oficial al equipo olímpico español, destacó el "ánimo, ilusión y confianza extraordinaria" que ha encontrado en los deportistas, a los que vio "deseosos de empezar a competir". En base a esos ánimos, se permitió hacer su propia porra de éxitos para el deporte español. "24 medallas y ocho de oro", dijo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies