De Juana Chaos vuelve a ser ingresado en el Doce de Octubre dos meses y medio después

Actualizado 22/06/2007 2:01:07 CET

MADRID, 22 Jun. (EUROPA PRESS) -

El etarra Iñaki de Juana Chaos ingresó ayer en el Hospital Doce de Octubre de Madrid, centro en el que ya estuvo hospitalizado hasta hace dos meses y veinte días, para ser sometido a unas pruebas médicas, según informaron a Europa Press fuentes de la Dirección General de Instituciones Penitenciarias

De Juana fue trasladado desde la cárcel de Aranjuez, donde cumple los 14 meses de prisión que le restan de los tres años a los que fue condenado por un delito de amenazas, hasta el citado hospital madrileño para que se le realizaron unas pruebas médicas para valorar si se había recuperado de la intervención quirúrgica a la que fue sometido el 15 de mayo.

Según confirmaron estas mismas fuentes, después de que se le realicen estas pruebas, serán los servicios sanitarios del Hospital Doce de Octubre los que determinen si el preso debe permanecer hospitalizado o si, por el contrario, debe regresar a prisión.

No obstante, otras fuentes penitenciarias consultadas por Europa Press aseguran que el etarra padece hemorragias anales y fiebre alta. De Juana fue operado de hemorroides cuando todavía estaba ingresado en el Hospital Donostia de San Sebastián.

Complicaciones postoperatorias en forma de hemorragias tras esta intervención obligaron a intervenirle por segunda vez en tres días y fue necesario incluso realizarle una transfusión de sangre.

De Juana estuvo ingresado en Hospital Doce de Octubre de Madrid a consecuencia la huelga de hambre que mantuvo durante más de 100 días para protestar por la condena que le impuso el Tribunal Supremo por un delito de amenazas por dos artículos publicados en 'Gara' en diciembre de 2004.

El etarra, que ya cumplió condena por el asesinato de 25 personas --20 años de los más de 3.000 a los que fue sentenciado-- ingresó en el hospital Donostia de San Sebastián el pasado 1 de marzo después de que el Gobierno le concediera el régimen de prisión atenuada "por razones médicas".

Desde el pasado día 6, en el que entraba en vigor la ruptura del alto el fuego decretado por ETA en marzo, cumple condena en la prisión de Madrid VI, en la localidad de Aranjuez. Durante los dos primeros días de su estancia en la cárcel madrileña se negó a comer, aunque en ningún momento comunicó al centro penitenciario su intención de iniciar una nueva huelga de hambre, que ya sería la tercera.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies