PP cree que la "cesión escandalosa del Gobierno al chantaje de un terrorista" es un "desprecio a las víctimas"

Actualizado 01/03/2007 15:54:42 CET

Advierte de que Zapatero gobierna "pensando mucho más en satisfacer a ETA-Batasuna que al conjunto de los españoles"

VITORIA, 1 Mar. (EUROPA PRESS) -

La presidenta del PP vasco, María San Gil, denunció hoy que la "cesión escandalosa del Gobierno central al chantaje de un terrorista" supone un "claro desprecio y humillación a las víctimas del terrorismo", pero aseguró que "no es momento para desánimos ni resignación" e instó a la sociedad "rebelarse cívicamente porque hay alternativa al gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero".

San Gil se pronunció hoy en este sentido en Vitoria, donde compareció, acompañada por Carmelo Barrio e Iñaki Oyarzabal, para valorar la concesión de la prisión atenuada al preso de ETA Iñaki De Juana Chaos.

La representante del PP aseguró sentirse "escandalizada, como todos los ciudadanos de bien, ante la decisión del Gobierno central" y aseguró que "nunca un Gobierno democrático cayó tan bajo al plegarse y someterse al chantaje de un terrorista".

Tras recordar que De Juana "asesinó voluntariamente a 25 personas, escribió cartas amenazantes y se puso en huelga de hambre para conseguir lo que ha conseguido", San Gil denunció lo que calificó de "un chantaje al Estado de Derecho para lograr que le excarcelen y que le traigan al País Vasco".

"El Gobierno no puede argumentar razones humanitarias o de dignidad porque no las hay, ya que se puso en huelga de hambre voluntaria y no se trata de una enfermedad terminal", añadió la portavoz 'popular', que insistió en el "sometimiento democrático al chantaje terrorista".

Asimismo, agregó que esta "cesión escandalosa del Gobierno no es la primera y no va a ser la última" y recordó que "se destituyó a Fungairiño, se permitió a EHAK estar en las elecciones autonómicas y se permitió la reunión entre Patxi López y Arnaldo Otegi".

"La cesión de hoy supone un claro desprecio y humillación a las víctimas del terrorismo", denunció, antes de recordar que esta decisión se ha tomado "cuatro días después de que las víctimas de De Juana se manifestaran en Madrid para pedir al Gobierno que no se plegara".

Para San Gil, "ha ganado de forma clara el chantaje terrorista frente a la firmeza democrática, ETA frente al Gobierno de Zapatero; y un terrorista frente al conjunto de españoles que no queremos que esto suceda". "Así gobierna Zapatero, pensando mucho más en satisfacer a ETA-Batasuna que al conjunto de los españoles", advirtió.

PROCESO DE PAZ

Además, apuntó que "es una evidencia de que el mal llamado proceso de paz sigue adelante" y de que "habrá más cesiones", y auguró que "se verá a Batasuna en los ayuntamientos y a Navarra supeditada a las exigencias de los nacionalistas".

No obstante, aseguró que "no es momento para desánimos ni resignación", por lo que instó a los ciudadanos a "seguir rebelándose y denunciando esta política absolutamente inadmisible de Zapatero, que prima a los terroristas y no a las víctimas".

"Tenemos que rebelarnos cívicamente porque hay alternativa al Gobierno de Zapatero. Se puede cambiar de Gobierno y a la vuelta de la esquina están las elecciones", recordó, antes de indicar que los futuros comicios "tienen que ser el primer toque de atención de esa rebeldía cívica, que no admite ni asume que vivamos plegados a las exigencias de los terroristas".

San Gil insistió en que no quieren ceder al chantaje de De Juana porque entienden que "la democracia es mucho más fuerte que el terrorismo" y que existen "instrumentos legales necesarios para derrotar a ETA".

"Que hoy venga De Juana al País Vasco es una humillación y una vergüenza democrática y un retroceso, y hay que denunciarlo públicamente ante Zapatero, para que sepa que no nos vamos a callar ni a resignar", advirtió.

Preguntada sobre si ya tienen previsto realizar alguna acción concreta, respondió negativamente, aunque recordó que el PP asistió el sábado a la marcha de Madrid.

"¿Cómo va a tener ahora el señor Zapatero la poca vergüenza de decir que no han cedido ante el chantaje de ETA-Batasuna?", se preguntó, antes de reiterar que ésta es "una cesión de bulto, antidemocrática e inmoral".

Asimismo, anunció que el PP seguirá actuando como hasta ahora, "por encima de intereses sectarios y partidistas" y por "la verdad, la dignidad y la justicia", y añadió que "si no se han plegado en 40 años ante los terroristas no lo van a hacer ahora".

Respecto a las palabras del ministro de Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, que afirmó que de no haber adoptado esta decisión De Juana habría muerto en una semana, San Gil dijo que, aunque no conoce los informes médicos, el preso se ha puesto en huelga de hambre voluntariamente porque sabía que "hay un Gobierno débil que se iba a plegar a su chantaje".

"Un Gobierno débil al que le preocupa mucho más lo que ocurra con De Juana que respetar la memoria, la dignidad y la justicia que exigen las víctimas del terrorismo", concluyó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies