Mas avisa que la Iglesia va "por mal camino" descalificando el Estatut

 

Mas avisa que la Iglesia va "por mal camino" descalificando el Estatut

Actualizado 10/07/2006 13:41:02 CET

BARCELONA, 10 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente de CiU, Artur Mas, advirtió hoy que la Iglesia "va por mal camino" si persiste en sus descalificaciones al Estatut de Catalunya y sostener que la unidad de España es "una cuestión moral", tal y como manifiesta en 'El Mundo' el vicepresidente de la Conferencia Episcopal, Antoni Cañizares. "Son tonterías", afirmó.

En declaraciones a Catalunya Ràdio recogidas por Europa Press, Mas se declaró "dolido" por el hecho de que "personas que ocupan responsabilidades máximas en la jerarquía eclesiástica española se expresen en esos términos" y alertó que con las críticas al Estatut hacen que la gente se "aleje" de los planteamientos de la Iglesia.

"En lugar de sembrar, dispersan", lamentó Mas, quien recordó sus convicciones cristianas. No obstante, destacó que, "afortunadamente, dentro de la Iglesia hay gente que combate este tipo de ideología" y destacó especialmente a la Iglesia catalana.

Para Mas, "resulta muy lamentable que se confunda la unidad del Estado español con un tema moral" e incluso preguntó si "ahora resulta" que la actual 'Yugoslavia', con Serbia, Montenegro, Croacia o Bosnia-Herzegovina, es "menos moral que la Yugoslavia unitaria, centralista y violenta desde el punto de vista dictatorial".

"Son tonterías", sentenció y abogó por "estar por encima de declaraciones de este tipo".

Mas también rompió una lanza en favor del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, por no asistir a la misa del Papa en Valencia y señaló que "no se le puede juzgar" por ello. Para Mas, el presidente "tiene todo el derecho a ir o no ir y ninguna de las dos decisiones tiene que ser criticada". "El presidente del Gobierno no tiene que ser criticado por el hecho de no ir a una misa", insistió.

Sí admitió que él no habría impulsado una ley de matrimonios homosexuales pero señaló que "no la rechacé", pese a que el término matrimonio "no me gusta especialmente".

Por contra, sí se manifestó en contra de la adopción por parte de parejas homosexuales por "convicciones personales", aunque aseguró tener la "mentalidad abierta" y estar incluso "dispuesto a revisar mis esquemas".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies