Los miembros de la Tambovskaya confiesan haber vivido una "crisis kafkiana" y piden al tribunal su absolución

Publicado 12/04/2018 15:22:43CET

El juicio llega a su fin 10 años después de la operación 'Troika' con la que desarticuló a una de las mayores mafias rusas en España

MADRID, 12 Abr. (EUROPA PRESS) -

Más de una decena de acusados por su pertenencia a la 'Tambovskaya', una de las mayores mafias rusas asentadas en España, han reivindicado ante el tribunal de la Audiencia Nacional su inocencia y han recalcado los "momentos durísimos" y la "verdadera crisis kafkiana" vivida desde su detención hace ahora diez años en el marco de la operación 'Troika'.

Doce de los catorce acusados en esta procedimiento han hecho uso del turno último de palabra que le ha brindado el tribunal, que tras sus intervenciones ha dejado el juicio visto para sentencia. Ignacio Pedro Urqujo, el que fuera abogado de uno de los lugartenientes de esta red (Alexander Malyshev) no ha podido evitar derramar alguna lágrima cuando ha relatado su experiencia tras pasar cinco meses en prisión provisional.

Urquijo, para quien la Fiscalía Anticorrupción pide 3 años de prisión y multa de 1.800.000 euros, ha hecho un exhaustivo relato de los hechos para terminar diciendo que tiene un "absoluto desconocimiento" de las actividades delictivas que se les imputan. El Ministerio Público les acusa a todos ellos de blanqueo de capitales y asociación ilícita por integrar una estructura que blanqueó, presuntamente, grandes sumas de dinero proveniente de la comisión de asesinatos, palizas por encargo, contrabando o tráfico de drogas.

En una línea muy similar se han expresado los otros acusados que están siendo juzgados en el procedimiento y entre los que no se encuentra el principal cabecilla de esta red, Gennadios Petrov, huido de la Justicia y sobre quien pesa una orden internacional de detención. Precisamente la presunta amistad que une a este líder con el diputado de la DUMA Vladislav Matusovich Reznik, ha hecho que el político se siente en el banquillo de los acusados junto con su mujer Diana Guindin.

Tanto Reznik, que se enfrenta a 5 años de cárcel y multa de 30 millones de euros, como Guindin, para la que piden cuatro años y medio de cárcel y multa de 5 millones, han hecho uso del turno de última palabra para reivindicar su inocencia y desvincularse de las presuntas actividades que habría realizado la red principalmente en la costa del Levante y las Islas Baleares y la Costa del Sol desde finales de la década de los noventa.

REZNIK REIVINDICA SU INOCENCIA

"No me considero culpable de ninguna acusación", ha dicho el político miembro de Rusia Unida, partido del actual presidente ruso, Vladimir Putin, que ha enfatizado que tomó la decisión de acudir al juicio que arrancó el pasado mes de febrero porque sus abogados le convencieron de que los tribunales españoles son "independientes, no influenciables y solo se ciñen a los hechos".

Su mujer, que se ha expresado ante los magistrados en un perfecto inglés, ha ido más lejos y ha dicho que si hace doce años le hubiera dicho que se le iba a imputar estos delitos "hubiera creído más probable" que le cayera un "asteroide en la cabeza". "Amo a España y confío totalmente en su sistema judicial; por supuesto que soy inocente y lo único que quiero es poder volver con mi hijo pequeño y tener la oportunidad de criarle como miembro respetable de esta sociedad", ha espetado.

Los fiscales Anticorrupción al frente del caso, José Grinda y Joan Carrau, anunciaron el pasado lunes durante las conclusiones una rebaja para todos ellos tanto de las penas de prisión (que quedaron entre uno y cinco años) como de las multas, inicialmente de 100 millones de euros. Además pidieron el sobreseimiento de la causa para Antonio de Fortuny como así lo solicitó al comienzo del juicio su defensa por motivos de salud, y retiró la acusación ejercida contra Vandin Romaniuk por la declaración que prestó un testigo protegido antes del arranque del juicio.

POEMA DE LA 'DIVINA COMEDIA'

Olena Boyko, otras de las acusadas, ha vuelto a insistir que ella únicamente trabajó como empleada para Sergei Kouzime, uno de los líderes de esta organización, y que el hecho de que dedicara muchas horas a las tareas de su hogar hace que no tuviera tiempo para conocer las actividades del hombre para el que trabajaba.

No obstante, los fiscales exponen en su escrito que fue una figura importante en la red y que, prueba de ello, fue la documental incautada en su domicilio relacionada con la constitución de sociedades pantalla relacionadas con la 'Tambovskaya' y que habrían empleado sus líderes para blanquear dinero de procedencia ilícita.

En términos similares a Boyko se ha expresado Ioulia Ermolenko -secretaria y traductora de Petrov-- que ha leído un pequeño extracto del poema 'Divina Comedia' de Dante para exponer "el impacto psicológico" que tanto a ella como a su familia le provocó su detención en el marco de la operación ordenada por el entonces magistrado instructor de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón. Tras esto, el tribunal ha dejado el juicio visto para sentencia.

Contador