Militares se manifestarán mañana por los soldados que deben abandonar el Ejército por edad

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

Militares se manifestarán mañana por los soldados que deben abandonar el Ejército por edad

Publicado 25/11/2016 18:00:25CET

AUME entregará una queja ante la Defensora del Pueblo por una problemática que afectará a cientos de uniformados en unos años

MADRID, 25 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Asociación Unificada de Militares Españoles (AUME) ha convocado para mañana, sábado, a las 11.30 horas un acto de protesta en la sede de la Defensora del Pueblo para llamar la atención de la nueva cúpula del Ministerio de Defensa que dirige María Dolores de Cospedal sobre la problemática de los cientos de soldados y marineros que en los próximos años se verán obligados a abandonar las Fuerzas Armadas por haber cumplido 45 años y no haber accedido a la condición de militares de carrera.

Según ha explicado la asociación a Europa Press, esta es la primera de varias actuaciones que la asociación tiene previsto llevar a cabo para "poner en la agenda política" del ministerio los problemas a los que se enfrentan día a día los militares.

En esta primera ocasión, AUME ha convocado una concentración en defensa de los "miles de afectados que irán saliendo en los próximos años". Cuando cumplen 45 años de edad, los soldados y marineros que no son militares de carrera abandonan las Fuerzas Armadas con derecho de hasta dos años de paro y con una asignación anual de 7.200 euros hasta la jubilación.

Según las estimaciones de la asociación, a día de hoy sólo el 15 por ciento de los efectivos de tropa y marinería tienen contratos permanentes, mientras que el resto son personal temporal de corta o larga duración (hasta 45 años), por lo que entre 2012 y 2033 podrían haber dejado el Ejército más de 33.000 soldados y marineros con contrato no permanente.

Y, de este modo, la asociación profesional calcula que el Estado podría llegar a desembolsar casi 8.000 millones de euros a lo largo de unos 20 años para pagar las pensiones de estos miles de soldados y marineros.

¿A QUÉ PUEDE OPTAR UN SOLDADO?

Sin embargo, hay que tener en cuenta que no todos los militares que ahora tienen contratos temporales, ya sean de corta o larga duración, tienen por qué acabar abandonando las Fuerzas Armadas a los 45 años, ya que pueden hacerlo antes por propia voluntad --tras lo cual Defensa les concede una indemnización de 20 días por año de permanencia-- o pueden no superar las pruebas de idoneidad a las que todos los soldados y marineros deben someterse a los seis años de ingresar.

Además, una vez que han prestado 14 años de servicio en la escala de tropa pueden optar a promociones internas, a plazas reservadas en la Guardia Civil, en la Policía Nacional o como personal civil en otros ministerios, además de poder pasar a ser tropa permanente, entre otras posibilidades.

Aunque es cierto que no hay plazas de este tipo para todos los militares de tropa, datos del Ministerio de Defensa revelan que este año un total de 65 han accedido a plazas de oficial, 737 a plazas de suboficial, 100 a tropa permanente, 695 han optado por la Guardia Civil, 522 por la Policía Nacional y entre 2015 y 2016 un total de 227 ahora son personal civil de otros ministerios.

De este modo, puede calcularse que de los 3.500 nuevos soldados y marineros que cada año se incorporan a las filas de las Fuerzas Armadas, aproximadamente la mitad termina su contrato como tropa a los 45 años. De la otra mitad, unos no superan la prueba de idoneidad a los seis años, mientras que otros optan por la carrera profesional.

PREPARAR A LOS MILITARES PARA LA SALIDA

Por otra parte, AUME también denuncia que los uniformados que deben abandonar las Fuerzas Armadas a los 45 años "no han adquirido preparación específica" durante sus años de contrato "ni tienen apoyos ni titulación a pesar de que era obligación del Gobierno y del Ministerio de Defensa hacerlo porque así lo imponen la Ley de Tropa y Marinería, la Ley de la Carrera Militar y la Ley Orgánica de Derechos y Deberes".

"Es lo que en AUME se ha calificado como un engaño porque al firmar el compromiso, todos los militares temporales lo hicieron pensando que se cumpliría la ley. Es decir, se les prepararía para la salida y se establecerían instrumentos de relación con empresas y entidades públicas que podrían dar empleo a estas miles de personas", explican los representantes de este colectivo.

La asociación mayoritaria de militares asegura que la situación es de "gran incertidumbre, desesperación y desamparo" para miles de militares y sus familias, por lo que pide al nuevo equipo de Cospedal que "la solución llegue de manera urgente e inmediata".

PROGRAMA SAPROMIL

Para intentar hacer frente a esta problemática, el Ministerio de Defensa puso en marcha hace tres años el programa SAPROMIL (Sistema de Aprovechamiento de Capacidades Profesionales del Personal Militar) para que los uniformados tengan la "posibilidad de buscar trayectorias alternativas que les permitan alcanzar sus aspiraciones tanto dentro como fuera de las Fuerzas Armadas".

Un 79,3 por ciento de las inscripciones en el SAPROMIL proceden de militares de tropa y marinería y los sectores laborales de preferencia de los candidatos son los de seguridad, logística y atención al cliente, aunque hay muchos otros perfiles profesionales a los que pueden optar los soldados como piloto, experto en seguridad en vuelo, conductor (de ambulancia, de autocar, de camión, etc), meteorólogo, topógrafo, estadístico, criptólogo, técnico sanitario, salvamento, monitor (de educación física, de defensa personal, de tiro, etc), camarero, cocinero, delineante, entre otras muchas ocupaciones.

Pese a todo, AUME considera que esta profesionalización de los militares de tropa y marinería no se está cumpliendo. "Sólo si el Ministerio de Defensa tiene la idea clara de priorizar las políticas de personal desde el diálogo, permanente y directo, con las asociaciones profesionales podrá afrontar con éxito la legislatura", advierte.

Por todo ello, representantes de AUME entregarán mañana en la sede de la Defensora del Pueblo sus quejas a este respecto, pero también de otro tipo más general. Además, durante la concentración llegarán dos exmilitares que hace diez días iniciaron una marcha desde Badajoz hasta Madrid para protestar por la situación de los miles de uniformados de tropa y marinería que se ven afectados por esa 'jubilación forzosa' por cumplir 45 años.

MILITARES CON DISCAPACIDAD Y SISTEMA DE EVALUACIÓN

La agenda de actos de la asociación también incluirá en los próximos meses la "penosa situación de los militares con discapacidad sobrevenida, tanto los que continúan prestando servicio activo como los que han sido retirados". "En ambos casos, el abandono que sufren es tan ilícito como indigno", asegura.

Otra iniciativa prevista tendrá que ver con las "graves deficiencias del sistema de calificación y evaluación, que es una fuente inagotable de discriminación y frustración en la carrera militar de los miembros de las Fuerzas Armadas".

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies