Munar aboga por evitar que el liberalismo "extremo" haga que Mallorca se convierta "en hormigón"

Actualizado 10/05/2007 20:13:07 CET

PALMA DE MALLORCA, 10 May. (EUROPA PRESS) -

La candidata de Unió Mallorquina a ser reelegida como presidenta del Consell de Mallorca, Maria Antònia Munar, recalcó hoy la necesidad de evitar que el liberalismo "llevado a extremos" haga que Mallorca se convierta "en hormigón", según manifestó en rueda de prensa en la que compareció junto al presidente de la Internacional Liberal, a la que pertenece UM.

Munar apuntó que la formación regionalista es un "partido liberal del siglo XXI", adaptado a la realidad y necesidades de la isla, al tiempo que lo comparó con las otras fuerzas políticas, como PP, "la derecha más extrema derecha", el PSIB y los demás partidos de izquierdas integrados en el Bloc. "Está más claro que nunca que UM es la formación que está en el centro", espetó.

"Gracias a los esfuerzos de UM, el espacio del mallorquinismo político ha quedado en manos de este partido", agregó la también presidenta de esta formación, quien manifestó que este hecho supone "responsabilidad y trabajo a fin de sacar adelante lo que es el hacer país".

Según señaló, en los últimos 15 años "ha habido una evolución y todos los partidos dicen que son liberalistas, pero lo que está claro es que UM es el único de España que está integrado en la Internacional Liberal". A este respecto, comentó que la formación que preside desde 1992 "respira liberalismo en todos y cada uno de sus puntos".

Por su parte, el presidente de la Internacional Liberal, John Alderdice, que se encuentra en Palma para dar apoyo a UM durante la campaña electoral, recordó que este organismo engloba a unos 100 partidos en todo el mundo, entre ellos UM, partido al que consideró un miembro "muy enérgico y activo".

Alderdice recordó que, en relación con la economía, los liberalistas están a favor del libre mercado "pero no salvaje", aseverando que "no estamos por las grandes compañías", sino que dan su apoyo a las pequeñas y medianas empresas ya que, de lo contrario, "las grandes dominarían y esta cuestión es muy importante en Baleares".

Otro de los asuntos que, según señaló, preocupan a los partidos liberales es la inmigración, considerando que la solución a la problemática actual al respecto radica en "no abrir las puertas a la inmigración sino solucionar los problemas en el país de origen". Así, abogó por una regularización "controlada y no caótica" en este sentido. "Un mundo liberal es aquel donde se solucionan los problemas", puntualizó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies