Muñoz afirma que no tenía mando en las empresas municipales que presidía investigadas por desviar fondos

EP
Actualizado 07/11/2008 20:23:20 CET

MÁLAGA, 7 Nov. (OTR/PRESS) -

El ex alcalde de Marbella, Julián Muñoz, negó hoy que tuviera mando alguno en la veintena de empresas municipales investigadas por desvío de fondos, a pesar de que había sido nombrado presidente de todas ellas. Así lo declaró durante su participación como testigo en el proceso celebrado en relación al caso 'Saqueo I' contra el ex asesor de Urbanismo Juan Antonio Roca, y en el que aseguró que su cargo en dichas empresas "era puramente político e institucional". En este sentido, Muñoz arrojó toda la responsabilidad de esta situación a la gestión de su antecesor en la alcaldía, Jesús Gil, unas acusaciones que también realizó el que fuera primer teniente de alcalde, Pedro Román.

Roca y otros cinco acusados se sentaron de nuevo en el banquillo por el desvío de más de 36 millones de euros de las arcas municipales. Este dinero procedía de una veintena de empresas dependientes del Ayuntamiento de Marbella que estaban presididas por Muñoz desde 1993, cuando aún era concejal. Sin embargo, según el testimonio del propio ex edil, su presidencia era 'simbólica' pues no tenía "ningún mando" en ellas y su única misión era firmar una vez al año, las cuentas de las empresas una vez habían sido auditadas para que se llevaran al registro.

De este modo, el ex primer edil marbellí arrojó toda la responsabilidad de la gestión fraudulenta al fallecido Jesús Gil y dijo que tanto los gerentes de estas empresas como el auditor de las cuentas habían sido designados por él. "yo no tenía ninguna información sobre las sociedades", insistió. Además, Muñoz destacó que como presidente "nunca" dio instrucciones a los gerentes de las sociedades y añadió que a partir de 1996 se negó a avalar con su firma las cuentas, aunque siguió como presidente hasta el año 2002, cuando decidió "dimitir" poco antes de ser elegido alcalde de la localidad.

En cuanto a su participación en las reuniones que celebraba Gil en el Club financiero de Marbella para dirigir la gestión de estas empresas, Muñoz puso de manifiesto que acudía a esta sede, pero "no participaba en encuentros de tipo económico". "Sólo hablaba con el alcalde de lo concerniente a mi departamento, que entonces era el de Participación Ciudadana y Fiestas, asuntos de los que le daba cuenta en ocasiones en el Club Financiero", dijo y justificó su presencia allí, indicando que respondía a las órdenes de Gil, que le convocaba en este lugar. "Gil te podía llamar a las cuatro de la mañana para preguntarte como iban las cosas", agregó.

PRESTAMOS DE GIL

Por su parte, el primer teniente de alcalde de Gil y presidente de varias de las sociedades municipales, Pedro Román, aseguró ante el tribunal que el dinero de al menos un pago realizado por él y relacionado con la empresa municipal Contratas 2000, procedía realmente de Gil. "Yo cuando necesitaba dinero, se lo pedía a él", indicó y aclaró que desconoce la procedencia de las cantidades que el alcalde le proporcionaba y que él "devolvía".

El ex teniente de alcalde, que declaró como testigo y está imputado en el conocido como 'Caso Malaya', negó, no obstante, haber recibido dinero procedente de las sociedades municipales.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies