Nieto retrasa pronunciarse sobre la Ley Antitabaco

Fumando
Reuters
Actualizado 20/01/2010 14:15:41 CET

LOGROÑO, 20 Ene. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Salud, Jose Ignacio Nieto, consideró este miercoles que lo "fundamental" es ayudar a dejar de fumar y retrasó el pronunciarse sobre un posible endurecimiento de la Ley Antitabaco hasta conocer la norma.

Nieto firmó hoy, en la sede de la Consejería, el acuerdo de colaboración para el desarrollo de actuaciones sobre tabaquismo en el medio laboral de la Comunidad.

Se trata de un pacto entre Ejecutivo, empresarios, sindicatos, mutuas y otras entidades mediante el que se ponen a disposición de los trabajadores los recursos necesarios para prevenir y erradicar el consumo de tabaco en el medio laboral.

El consejero, preguntado por un posible endurecimiento de la Ley Antitabaco, siguiendo el ejemplo de otros países europeos y para impedir fumar en cualquier establecimiento público, adelantó que apoyará "cualquier ley que se haga". "Pero en este momento", añadió, "no voy a hablar de una norma que no conozco".

"Lo fundamental es ayudar de dejar de fumar, con información y con prevención y, también, el abogar por que es muy importante garantizar que todo el quiera estar en un ámbito libre de tabaco pueda estarlo", señaló.

Bajo este prisma, el acuerdo firmado hoy pretende "luchar contra el tabaquismo en el medio laboral" y ofrecer cursos de deshabituación tabáquica a los trabajadores. Además, abre las puertas a la colaboración para erradicar el consumo de cualquier tipo de droga.

Tras el primer acuerdo, firmado en el año 2006, hoy se han adherido al convenio nuevas instituciones, como el sindicato UGT. Desde el Gobierno riojano, continúa impulsado por Salud pero se incorpora la Consejera de Industria sustituyendo a la de Hacienda porque el Instituto Riojano de Salud ha cambiado de inscripción.

La Asociación contra el Cáncer, y la Asociación de Medicina de Familia Comunitaria tienen, dentro del convenio, una función específica, y es la de dar tratamientos de grupo para las personas a las que el tratamiento con fármacos no ha sido suficiente.

Firman, también, la Federación de Empresarios; la Asociación de Mutuas; Comisiones Obreras; la Asociación de Sociedades de Prevención de Mutuas de Accidente de Trabajo; la Federación de Servicios de Prevención Ajenos; y la Asociación Nacional de Entidades Preventivas Acreditadas.

A juicio del consejero, se tiene que ir "cada vez más a que no haya que fumar en ningún sitio" y, por tanto, consideró necesario "actuar intensamente" en los centros de trabajo y "convencer a todo el mundo de que tiene que dejar de fumar".

El año pasado, añadió, se hicieron seis grupos de tratamiento y un 43 por ciento de los 150 participantes dejaron de fumar. A esto sumó que un 44 por ciento al año sigue sin fumar.