Patxi López dice que "si alguien se ha vendido alguna vez a los terroristas ha sido el Gobierno de Aznar"

Actualizado 24/07/2006 2:05:11 CET

SANTADER/BILBAO, 24 Jul. (EUROPA PRESS) -

El secretario general del PSE, Patxi López, afirmó ayer que "si alguien se ha vendido alguna vez a los terroristas ha sido el Gobierno de Aznar" y destacó que el PP "ha traspasado todas las líneas rojas de la decencia política" con "sus insultos y sus mentiras" sobre el proceso antiterrorista. Desde las filas populares, María San Gil acusó a los socialistas de "deslealtad" y "doble juego" por mantener pactos con el PP en diversas localidades vascas y, a la vez, sentarse con Arnaldo Otegi.

En la primera Fiesta de Verano de los socialistas cántabros, el líder del PSE afirmó que "no hemos sido nosotros lo que les hemos llamado movimiento de liberación ni hemos sido nosotros los que nos hemos sentado con ellos a decirles que no queremos su rendición, que la paz no tenía vencedores ni vencidos y que iban a ser muy generosos con ellos", en alusión a ETA, ya que "eso lo hizo el Gobierno de Aznar".

"Dicen que somos unos traidores" con "las víctimas", a "nosotros", los socialistas, que "hemos enterrado a demasiados compañeros en este país", que "somos víctimas directas del terrorismo" y que "sabemos que no hay mayor tributo que dedicar todos nuestros esfuerzos a que no vuelva a haber una sola víctima más en este país", aseguró López ante los numerosos simpatizantes congregados en la Campa de Mataleñas para escuchar al secretario de los socialistas vascos y a su homóloga en Cantabria, Lola Gorostiaga, que iniciaron sus intervenciones con una hora de retraso.

Para López, un "ejemplo" de la "catadura moral" del PP es "el famoso vídeo" en que aparece la rosa socialista con la serpiente de ETA, asegurando que "no se puede caer más bajo" políticamente, acto que calificó de "inmoral e indecente".

PAZ Y LIBERTAD

López aseguró que los políticos socialistas "no buscamos votos" ni "beneficios particulares" en la actual línea antiterrorista, sino que "buscamos paz y libertad para el conjunto de nuestro país", algo que será realidad en "el futuro cercano".

También se refirió al presidente del PP, Mariano Rajoy, de quien dijo "hace del insulto su única política", comparando a líderes socialistas "con Franco y con Hitler", cuando "ellos son incapaces de condenar el alzamiento franquista" y "vivían muy bien con el dictador" mientras "los socialistas luchábamos contra la dictadura" sufriendo "la represión".

ACERCAMIENTO A BATUSUNA

Por su parte, en Ermua, con motivo de las fiestas de la localidad, la presidenta del PP vasco, María San Gil, acusó al PSE de "deslealtad" y "doble juego" por mantener pactos municipales con el PP en diversas localidades vascas, mientras que, "al mismo tiempo, se sientan con Arnaldo Otegi". Reprochó a los socialistas que "les importe más" el acercamiento al dirigente de Batasuna que condenar los tres ataques sufridos por la sede del PP de Getxo esta semana.

También calificó de "esperpéntico" que los socialistas prefieran también "poner en duda" las palabras de los empresarios navarros, "antes de ver claramente que ETA-Batasuna sigue en su línea de extorsión y de amenazas".

San Gil censuró a los dirigentes socialistas por intentar echar al PP "las culpas de aquello de lo que ellos mismos son responsables" al sentarse con Arnaldo Otegi y recordó que "la foto es Ares-López con Otegi y sus secuaces, sin dirigentes del PP".

"Son los dirigentes socialistas los que son capaces de una deslealtad, desde que están al mismo tiempo gobernando con nosotros y sentándose con Arnaldo Otegi. Para nosotros eso es inconcebible, incomprensible y ética y políticamente deplorable", subrayó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies