Pedro Sánchez prepara un gran acto con la militancia para clausurar el 39 Congreso Federal del PSOE

 

Pedro Sánchez prepara un gran acto con la militancia para clausurar el 39 Congreso Federal del PSOE

Contador
Pedro Sánchez
EUROPA PRESS
Actualizado 31/05/2017 17:11:46 CET

Su entorno ha recibido un aluvión de peticiones entre los afiliados para poder asistir al cónclave

MADRID, 31 May. (EUROPA PRESS) -

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, quiere clausurar el 39 Congreso Federal del que saldrá una nueva dirección y rumbo del partido precisamente con aquellos que le auparon de nuevo al liderazgo de la organización: los militantes.

El equipo de Sánchez está recibiendo multitud de peticiones de los militantes e incluso de simpatizantes interesados en formar parte de ese cónclave. Con la voluntad de satisfacer esa demanda, en Ferraz trabajan en la organización de un gran acto de clausura del Congreso Federal abierto a los militantes, han informado a Europa Press fuentes socialistas.

Los organizadores del congreso estiman en varios millares los militantes dispuestos a arropar en Madrid --incluso desplazándose desde otras provincias-- al secretario general y a la nueva Ejecutiva que elegirán los más de 1.000 delegados con derecho de voto en el Congreso Federal.

De ahí que se esté buscando una segunda sede, próxima a la que acoja las reuniones del Congreso Federal, para celebrar este acto con la militancia. La Gestora que asumió la dirección del partido tras la dimisión de Pedro Sánchez tras el dramático Comité Federal del 1 de octubre había reservado el Palacio Municipal de Congresos de Madrid, situado al lado del recinto ferial de IFEMA, para la celebración del cónclave del 16 al 18 de junio próximos.

COLOFÓN A UN PROCESO HECHO POR LOS MILITANTES

El equipo de Sánchez considera que un acto así sería el mejor colofón de este proceso de empoderamiento de la militancia que ha devuelto a la secretaría general del partido al líder defenestrado en aquel bochornoso Comité Federal del 1 de octubre.

Un empoderamiento de los militantes que no se circunscribe a la elección del secretario general vía primarias, sino que del Congreso Federal se espera que salgan unas medidas de renovación de la formación que atañen directamente a la militancia y que el equipo de Sánchez incorporará a la Ponencia Marco, el programa político que marcará el rumbo del PSOE en los próximos años y que habrá de votar el millar de delegados en el Congreso Federal.

Entre esas medidas figura la prohibición de revocar un secretario general en contra del deseo de los militantes o la obligatoriedad de consultar a los afiliados los acuerdos postelectorales.

Con el objetivo de que nunca más pueda repetirse una situación como la del pasado 1 de octubre --Sánchez se vio forzado a dimitir al perder el pulso que echó a los críticos con su liderazgo-- el nuevo líder quiere establecer en la Ponencia Marco que la revocación de un secretario general deberá ser "motivada y acordada por un mínimo del 51 por ciento del Comité Federal" y tendrá que ser "aprobada por la militancia en una consulta".

Sólo si se dan esas circunstancias, la Ejecutiva Federal cesará de manera automática y el Comité Federal nombrará una Gestora con un mandato limitado a 90 días como máximo y que tendrá como única misión organizar primarias para elegir un nuevo líder del partido y un Congreso para aprobar una nueva Ejecutiva.

Para adecuar los actuales Estatutos a las novedades defendidas por Sánchez en lo que se refiere a modelo partido --apuesta también por abrir a los simpatizantes las primarias para elegir a los candidatos a la Presidencia del Gobierno de España y de los Ejecutivos autonómicos, así como a las alcaldías y la cabeza de lista al Parlamento Europeo--será necesario celebrar una Conferencia de Organización y Estatutos en el plazo máximo de un año desde la aprobación de la Ponencia.

No obstante, el equipo de Sánchez querría que se aprobasen ya en el Congreso Federal algunas "ideas fuerza" principales, como la imposibilidad de revocar un secretario general sin el acuerdo de las bases, la obligatoriedad de someter los acuerdos poselectorales a la consulta de la militancia o la prohibición de acumular dos cargos orgánicos en el partido (formar parte de la Ejecutiva Federal siendo secretario general a nivel regional, por ejemplo).

Al margen de la clausura con la militancia, los organizadores preparan el Congreso Federal de manera similar a cónclaves anteriores. Además del millar de delegados, se invitará al cónclave a los miembros del Comité Federal, a los diputados y senadores y a los exsecretarios generales del partido.

De momento, hay quien ya ha excusado asistencia al Congreso Federal, como es el caso del exportavoz parlamentario Antonio Hernando, que tiene un viaje privado por esas fechas.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies