El PP y el gerente de Ciudadanos se enzarzan en el Senado por las cuentas del partido naranja

Fachada del Tribunal de Cuentas
EUROPA PRESS
Publicado 22/02/2018 19:11:00CET

Cs acusa al PP de querer "manchar" su nombre y critica que ha consolidado "cero" grupos parlamentarios y municipales en sus cuentas

MADRID, 22 Feb. (EUROPA PRESS) -

El secretario de Finanzas de Ciudadanos, Juan Carlos Cuadrado, ha mantenido este jueves una tensa discusión con el PP en la comisión de investigación de la financiación de los partidos en el Senado, en la que los 'populares' han acusado al gerente 'naranja' de "negar la realidad" y "disfrazarla" además de "tener una empanada mental" con sus cuentas. Cuadrado ha respondido entregará documentación a la comisión en discos duros que "espera no rompa" el PP.

En la segunda sesión monográfica sobre las cuentas de Ciudadanos se ha vivido la mayor bronca en el tiempo que lleva funcionando la comisión. Los ataques cruzados sobre las subvenciones de los grupos municipales y parlamentarios y sobre la transparencia de las finanzas han hecho saltar chispas entre el portavoz del PP, Luis Aznar, y el responsable de las finanzas de Ciudadanos.

Aznar ha incidido en la opacidad de Ciudadanos, acusándolo de desviar dinero de sus grupos parlamentarios y municipales al partido. Por su parte, Cuadrado ha reivindicado el "esfuerzo de transparencia" que hizo la formación naranja al informar al Tribunal de Cuentas no solo sobre el dinero que recibe el partido directamente, sino de las aportaciones públicas que cobraron 250 de sus grupos en ayuntamientos y parlamentos autonómicos.

En cambio, el PP no consolidó en las cuentas del partido ninguna de las cuentas de sus grupos institucionales, de manera que "oculta 25 millones de euros" al órgano fiscalizador. "No es ilegal" no presentar esa información, pero en Cs "hicimos un esfuerzo en 2015 y conseguimos ser el partido que más grupos consolidamos", ha defendido, resaltando que el verdadero problema está en el dinero que el Tribunal de Cuentas no puede controlar porque los partidos no le facilitan datos al respecto.

Ante esto, el portavoz del PP ha asegurado que Cuadrado se estaba "riendo" de la comisión. "Tiene un cacao mental que mejor que se dedique a otra cosa", ha señalado, ironizando sobre el hecho de que Ciudadanos quiere gobernar en España pero tiene "una empanada mental" con sus cuentas.

CON LAS CUENTAS "SUSPENSAS" COMO LAS DE BILDU

"Ahora que tiene clan se siente animado", ha respondido Aznar a Cuadrado, en referencia a la presencia del senador Xavier Alegre y los diputados Miguel Gutiérrez y Toni Cantó en la sala. "No venga a dar lecciones si tiene suspensas las cuentas, no diga nada de las cuentas del PP, que han sido aprobadas", ha subrayado el senador 'popular'. Precisamente, Cantó ha sido llamado al orden por la presidenta, Rosa Vindel, tras protagonizar un rifirrafe con senadores del PP a los que se ha comparado con 'Al Capone', según asistentes a la comisión.

El senador ha acusado al gerente a mezclar dinero público y privado y de "enrocarse" ante las preguntas de la comisión, y ha reiterado que el Tribunal de Cuentas les sitúa en el "mismo paquete" que IU, Compromís, Aralar y EH Bildu, todas formaciones que no tuvieron el visto bueno en sus cuentas, algo que ha indignado al senador Xavier Alegre por considerar que el PP les comparaba con Bildu.

Cuadrado ha contraatacado diciendo que la "empanada mental" la tienen en el PP, queriendo "ensuciar el nombre de Ciudadanos", algo que, ha señalado, "no van a conseguir". Ante esto, Aznar ha pedido a la Mesa que esta "acusación grave" fuera retirada.

La sesión ha finalizado con un último chascarrillo: cuando Cuadrado ha dicho que enviará la documentación sobre sus cuentas que solicita el PP en el Senado. "Lo enviaremos con un disco duro; por favor, protéjalo y no lo rompa a martillazos", ha afirmado, recordando el caso de las unidades de almacenamiento del extesorero del PP Luis Bárcenas.

"Como si vienen con un hombre a caballo", ha cerrado la presidenta de la comisión, Rosa Vindel, dando por concluida la comparecencia.

Cs JUSTIFICA LAS SALVEDADES EN SU CONTABILIDAD

Cuadrado ha centrado su comparecencia en explicar la contabilidad de Ciudadanos de 2015, a las que el Tribunal de Cuentas no dio su visto bueno por haber detectado demasiadas incidencias, deficiencias y discrepancias que impedían reflejar adecuadamente la situación financiera y patrimonial del partido.

Según ha manifestado, el motivo por el que el órgano fiscalizador concluyó que la contabilidad de Cs de 2015 no reflejaba adecuadamente su situación financiera y patrimonial es que el partido "infravaloró sus ingresos" al contabilizar, por ejemplo, las subvenciones públicas en 2016, que es cuando las recibieron, en vez de en 2015, cuando les fueron concedidas.

Aunque ha admitido que la formación naranja cometió un error al aplicar el criterio de caja y no el de devengo, ha aclarado que lo hizo así "por prudencia". Además, ha precisado que, según le explicaron los propios expertos del órgano fiscalizador, lo que les impidió dar el visto bueno a las cuentas de Cs es que cuantitativamente el cúmulo de salvedades detectadas representaban más de un 5% de la cantidad total.

En cambio, las cuentas de otros partidos más grandes que también presentaban "un montón" de salvedades sí recibieron una evaluación favorable del Tribunal de Cuentas porque sus ingresos eran mucho mayores que Cs, sus salvedades no llegaban a alcanzar el 5%, según ha indicado.

Respecto a los 860.000 euros que el partido recibió del grupo de Ciudadanos en el Parlamento de Cataluña en 2014 y que figuran como "servicios de asesoría", el secretario de Finanzas ha aclarado que lo registraron así en las cuentas porque el plan contable utilizado ese año no permitía especificar que en realidad se trataba de "aportaciones del grupo al partido".