El PP insiste en que Zapatero ha aceptado los criterios de ETA-Batasuna sin "la menor autocrítica" por 848 asesinatos

Actualizado 14/07/2006 21:45:01 CET

MADRID, 14 Jul. (EUROPA PRESS) -

El PP insiste en que el jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, ha aceptado ya "un método y unos criterios" para el llamado "proceso de paz" que han sido dictados por ETA-Batasuna, sin que la organización terrorista haya hecho "la menor autocrítica" por 40 años de terrorismo y 848 asesinatos.

En un 'argumentario' interno del partido, al que tuvo acceso Europa Press, se analiza "la aproximación Gobierno-ETA" en los últimos meses y se establece que "la negociación formal" entre ambos, anunciada por Zapatero el pasado 29 de junio en el Congreso, "supone la cristalización política de un proceso iniciado por el Partido Socialista hace años".

"Supone la cristalización política de un proceso iniciado por el Partido Socialista hace años. Pero sobre todo, la aceptación de un método y unos criterios que fueron planteados originalmente por la banda terrorista, durante la Asamblea que se permitió celebrar a la ilegalizada Batasuna en el palacio de deportes de Anoeta (San Sebastián), en noviembre de 2004 --aducen--. Incluso, algunas de las expresiones manifestadas en dicha ocasión por Arnaldo Otegi, portavoz de la organización, coinciden con otras empleadas ahora por el presidente del Gobierno".

BATASUNA "ESTABLECE LA OPORTUNIDAD"

En este contexto, el PP establece que fue la organización ilegal la que proclamó que existía la oportunidad de un cambio de política "tras la llegada del PSOE al poder" en la 'propuesta de Anoeta', en la que Otegi afirmó que "Batasuna, como expresión pública y plural de la izquierda abertzale, ha fijado una prioridad política para el presente inmediato: la construcción de un proceso de paz que supere definitivamente el escenario de enfrentamiento político y armado en nuestro pueblo", apostillan.

Ante esto, los 'populares' señalan que "ni entonces ni hasta ahora" la estrategia del proceso de paz ha supuesto por parte de ETA-Batasuna "la menor autocrítica" por "40 años de terrorismo que han causado 848 asesinatos, miles de heridos, 72 secuestros, miles de estragos, decenas de miles de extorsiones y unos 200.000 exilios".

"Ni tampoco renuncia alguna a sus objetivos fundacionales: autodeterminación, separación de la comunidad autónoma del País Vasco del resto de España, anexión de la comunidad Foral de Navarra y de las comarcas vascofrancesas, excarcelación de presos y retorno de huidos", añaden.

PP COTEJA DECLARACIONES DE OTEGI Y ZAPATERO

En la misma línea, sacan a colación que fue Otegi quien, en noviembre de 2004, declaró el diálogo como "herramienta válida" para ensayar nuevas fórmulas y quien aludió a "agentes políticos, sociales y sindicales" como participantes en el mismo. "El 29 de junio, Zapatero declaró: '(...) entiendo que los partidos políticos, los agentes sociales, económicos y sindicales deben adoptar acuerdos para ese pacto de convivencia a través de los métodos de diálogo que estimen oportuno", se puntualiza.

"Otegi vinculó la suspensión o en su caso desaparición de la violencia de ETA a un proceso ('construir la paz exige un proceso, global y multilateral, desarrollado con seriedad, sin prisas y sobre bases sólidas'). El 29 de junio, Rodríguez Zapatero vinculó el comienzo de la negociación de su Gobierno con ETA al inicio de un 'proceso que va ser largo, duro y difícil y que exige un gran acuerdo de convivencia político", se asevera desde el Partido Popular.

Se recuerda que fue también el portavoz de Batasuna el que exigió la puesta en marcha de "un proceso de diálogo político multilateral", es decir, sin exclusión de la ilegalizada ETA-Batasuna. "Rodríguez Zapatero propuso 'un amplio acuerdo político que recoja el pluralismo de la sociedad vasca' y aseguró que existe la oportunidad de que 'aquellos que no aceptaban la voluntad democrática de los vascos acepten las reglas del juego', referencia que sólo puede aplicarse a ETA-Batasuna", sostienen.

El 'argumentario' del PP, recogido por Europa Press, critica asimismo que Zapatero haya aceptado "de forma plena" la iniciativa batasuna de crear "dos mesas" de negociación y que haya dicho que respetará las decisiones de los ciudadanos vascos "que adopten libremente, respetando las normas y procedimientos legales, los métodos democráticos, los derechos y libertades de los ciudadanos y en ausencia de todo tipo de violencia o coacción".

Los 'populares' recalcan que el presidente del Gobierno se adaptó a la fecha que Batasuna le dio a través del diario 'Gara' para anunciar el inicio del diálogo, por lo que convocó a los periodistas el 29 de junio, "un día antes del final del plazo, en el vestíbulo del edificio histórico del Congreso de los Diputados y sin haber llevado a cabo previamente diálogo alguno con el PP".

"En diciembre de 2000, bajo el Gobierno presidido por José María Aznar, el PSOE y el PP suscribieron un Acuerdo por las Libertades y contra el Terrorismo (...) --sentencian--. El presidente Rodríguez Zapatero eludió cualquier alusión no sólo a dicho acuerdo, sino también al propósito de derrotar a ETA. Esta ausencia de voluntad de vencer coincide con las manifestaciones efectuadas por Otegi en Anoeta, acerca del supuesto fracaso de la estrategia antiterrorista del Estado y también con el comunicado de ETA publicado el 27 de junio, sólo 48 horas antes de la declaración de Zapatero, donde se decía que 'la posibilidad de derrotar a ETA se ha confirmado una y otra vez como un espejismo represivo'".

El PP concluye el documento interno avisando de que al estrategia actual consiste, por tanto, en la integración de ETA-Batasuna en el sistema político, "lo que supone renunciar a una derrota de la organización que era prácticamente una realidad en 2004, tras la detención de Mikel Antza y la desmoralización de gran parte de los 500 presos de la banda que cumplen condena".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies