La presidenta del Consejo de Transparencia comparece mañana en el Congreso

Reunión del Consejo de Transparencia
TDECUENTAS
Actualizado 22/09/2015 18:35:56 CET

MADRID, 22 Sep. (EUROPA PRESS) -

La presidenta del Consejo de Transparencia y Buen Gobierno, Esther Arizmendi, comparecerá este miércoles por primera vez en el Congreso y lo hará diez meses después de haber sido designada por el Gobierno para presidir el órgano que vela por la aplicación de la Ley de Transparencia, en vigor en su totalidad desde el pasado mes de diciembre.

Arizmendi acudirá a la Comisión de Hacienda y Administraciones Públicas de la Cámara Baja para dar cuenta de la actividad del Consejo y sobre el proyecto de futuro vinculado con el Plan Estratégico del Consejo para el periodo 2015-2020.

Ella misma solicitó comparecer en sede parlamentaria después de que el PP vetara la petición del PSOE de que fuera citada para informar a la Cámara de la dotación de tres millones de euros con la que contará el Consejo en el próximo ejercicio.

Los socialistas intentaron que Arizmendi se incluyera en la ronda de comparecencias protagonizada a finales de agosto por distintos altos cargos para informar en comisión del proyecto de Presupuestos para 2016. Sin embargo, el PP se opuso a esa demanda, y fue la propia Arizmendi la que hizo pública su intención de acudir al Congreso.

Una semana después de que el 1 de septiembre arrancara el periodo ordinario de sesiones y como aún no se había concretado cuándo iba a tener lugar la comparecencia de Arizmendi, el PSOE registró dos solicitudes para pedirle que trasladara a la Cámara la opinión del Consejo sobre el Proyecto de Reglamento de desarrollo de la Ley de transparencia, en especial de las restricciones que contiene al derecho de acceso a la información pública, así como para dar detalles sobre su gestión y las previsiones presupuestarias del Consejo.

La portavoz socialista de Administraciones Públicas en la Cámara Baja, Susana Sumelzo, subrayó entonces que había llegado el momento de que no siguiera "escondida bajo el paraguas de opacidad que caracteriza su gestión".

En su opinión, la responsable de un ente que cobra 102.000 euros al año "tiene que estar a la altura y justificar públicamente su salario", al igual que otras partidas de su organismo, uno de los que ha visto incrementada su dotación en los PGE.

OPACOS HASTA PARA LA TRANSPARENCIA

Entonces, Sumelzo denunció que los 'populares' se negasen a explicar para qué se empleará este aumento de las partidas encaminadas a estudios, "en un nuevo y claro caso de opacidad", según sus palabras. Algo "irónico", añadió, cuando se trata el organismo encargado de velar por la transparencia.

Para responder a estas cuestiones y la que le planteen los demás grupos parlamentarios, Arizmendi volverá este miércoles al Congreso, dónde únicamente ha comparecido en una ocasión, para obtener el aval de las Cortes, antes de ser nombrada para presidir el Consejo.

Tras aquella comparecencia, que tuvo lugar el 20 de noviembre de 2014, la entonces aspirante al puesto obtuvo el beneplácito del PP y de los nacionalistas, no así del PSOE y UPyD, que denunciaron que la máxima responsable del órgano que tiene que velar por la transparencia y el buen gobierno fuera a ser nombrada a propuesta del Gobierno y sin consenso previo.