Presidenta Parlamento vasco condena el atentado en Getxo y reclama a ETA escuchar a los ciudadanos y dejar las armas

Actualizado 19/05/2008 13:44:04 CET

BRUSELAS, 19 May. (EUROPA PRESS) -

La presidenta del Parlamento vasco, Izaskun Bilbao, condenó esta mañana en la sede del Comité de las Regiones de la UE (CdR) en Bruselas el atentado perpetrado esta madrugada por la banda terrorista ETA en el Paseo Marítimo del municipio vizcaíno de Getxo -que no ha provocado heridos pero sí numerosos daños materiales-- y reclamó a ésta que "abandone las armas y escuche a la sociedad del País Vasco" cuando le pide "que no atente y mate en nuestro nombre".

Bilbao manifestó su "solidaridad con todas las personas afectadas en el municipio de Getxo" y admitió que el País Vasco ha vivido una "semana muy dura", después de que el pasado miércoles un atentado de ETA contra un cuartel general de la Guardia Civil en la localidad alavesa de Legutiano se cobrara la vida de un agente del cuerpo de seguridad español y dejara otras cinco personas heridas.

"El País Vasco es un país pacífico, compuesto por personas trabajadoras y solidarias, y que no me queda más que pedir, una vez más, a ETA que abandone las armas y escuche a la sociedad del País Vasco: que no atente y mate en nuestro nombre y que queremos vivir en paz", destacó al inicio de su discurso de apertura de la conferencia en el CdR sobre 'la implementación del principio de subsidiariedad' tras la aprobación del Tratado de Lisboa, "uno de los principios básicos que regulan el funcionamiento de la Unión Europea".

A juicio de Bilbao, la participación de las regiones europeas en el control de este principio "es indispensable para garantizar en el proceso europeo de toma de decisiones, niveles óptimos de transparencia y eficacia, en definitiva democracia". "También la cooperación entre gobiernos y parlamentos regionales es fundamental en este sentido", agregó.

Dado que la subsidiariedad supone un "espaldarazo" para el regionalismo en Europa, Bilbao destacó la necesidad de "analizar qué medidas" están aplicando los Gobiernos regionales en la UE "para garantizar el control eficiente de este principio" y su protocolo. "Los parlamentos regionales con competencias legislativas que están expresamente mencionados por el protocolo llevamos dos años preparando activamente nuestra participación en el mismo", recordó la presidenta de la Cámara vasca.

PROCEDIMIENTOS DE CONSULTA

La presidenta del Parlamento vasco reclamó "la implementación de procedimientos formales de consulta que garanticen la agilidad y eficiencia de la participación de las regiones legislativas en todo este proceso". Aunque el protocolo de subsidiariedad "deja al criterio de los parlamentos nacionales la consulta a los parlamentos regionales", Bilbao consideró que "la no obligatoriedad de efectuar consultas en este sentido no exime a los parlamentos nacionales de sus responsabilidades respecto al principio de subsidiariedad mismo".

La colaboración entre parlamentos regionales y nacionales pasa por "la preceptividad de la consulta en aquellas materias competencia de las regiones legislativas" y por "la obligatoriedad de que éstas sean tenidas en cuenta a la hora de conformar el sentido del parecer de los parlamentos nacionales ante las instancias europeas". "Sólo así podremos considerar que la cultura de la subsidiariedad es una realidad en el ámbito europeo", concluyó.

Bilbao recordó que "la mayor parte de las iniciativas legislativas de la Unión Europea que requieren de adecuación a los principios de la subsidiariedad y proporcionalidad recaen en el ámbito de las competencias de las regiones legislativas".

Por ello, tras la entrada en vigor del Tratado de Lisboa tras su ratificación por los Veintisiete, hace falta que los parlamentos legislativos regionales establezcan "mecanismos de recepción, calificación, tramitación y resolución" de las iniciativas legislativas dado que, a su juicio, "no es posible un control eficaz de la subsidiariedad sin cooperación entre los diferentes ámbitos y organismos" que participan en el proceso legislativo.

Por su parte, el ministro de Asuntos Exteriores del Gobierno flamenco, Geert Bourgeouis, consideró que "en Europa habría que renunciar al planteamiento jerárquico" que sitúa el poder de la UE por encima de los Gobiernos nacionales y el de éstos por encima de las regiones.

"Europa no puede prescindir del apoyo de las regiones", motivo por el cual reclamó "asociarlas a la toma de decisiones a escala europea". "La toma de decisiones tendría que basarse en una gran colaboración" entre niveles administrativos ya que "los diferentes niveles administrativos necesitan los unos de los otros", recalcó.

Bilbao y Bourgeouis participaron este lunes en el seminario organizado por la Conferencia de Asambleas Parlamentarias regionales en Europa (CALRE) y la Conferencia de Presidentes de Regiones con Poder Legisltaivo (REGLEG) en colaboración con el Comité de las Regiones para analizar el principio de subsidiariedad tras la entrada en vigor del Tratado de Lisboa. El moderador del seminario y presidente del Parlamento catalán, Ernest Benach, también intervendrá en el coloquio junto a, entre otros, la presidenta del Parlamento Europeo, Marleen Vanderpoorten, el representante de la Comisión Europea, Panagiotis Anastopoulos, el juez del Tribunal de Justicia dela Unión Europea, Koen Lenaerts, y el presidente del CdR, Luc Van den Brande.