El proyecto de remodelación del Consejo Regulador Ribera del Duero gana en Londres el premio LeafAward de arquitectura

Actualizado 30/11/2007 20:48:54 CET

BURGOS, 30 Nov. (EUROPA PRESS) -

El proyecto de remodelación de la sede del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Ribera del Duero, cuyos autores son Fabricio Barozzi y Alberto Fernández Veiga, se alzó en Londres con el premio LeafAward de arquitectura en la categoría de edificios diseñados por jóvenes arquitectos.

El jurado valoró, según informaron a Europa Press fuentes del Consejo Regulador, que el proyecto se levanta en el "umbral de lo urbano", por lo que el edificio "se junta con el paisaje" y que se "descubre sencillamente" como una interpretación "única" de la realidad del lugar mientras aspira "a ofrecer un espacio de diferencia donde los objetos que componen su proximidad "tienen cabida y, como un espejo, así lo refleja".

"El lugar ha sido esculpido por el municipio y el paisaje, y el proyecto sencillamente interpreta esta condición, perfilando las diferencias que nos acercan a la interpretación", resaltó el jurado, que también defendió que el edificio se puede entender como una expresión individual de su entorno, "como un elemento de transición entre el paisaje urbanístico de Roa de Duero, donde se ha insertado, y el paisaje natural, al que se expone inmediatamente".

A su juicio, el edificio encaja "perfectamente" entre esas dobles tensiones: "está en constante movimiento, se adapta y encuentra una forma arquitectónica a su significado que sintetiza el municipio y el paisaje" y el proyecto se convierte en una "conclusión material" del volumen ya existente en esta zona de Roa.

El acto de entrega tuvo lugar ayer en el Waldorf Hilton de la capital inglesa, al que asistió el estudio de arquitectura Barozzi y Veiga, que resultó vencedor. Fabricio Barozzi y Alberto Fernández Veiga, autores del proyecto tras ser elegidos entre las 70 propuestas recibidas, recogieron el premio.

El objetivo del proyecto es remodelar el edificio actual y ampliarlo para alojar la nueva sede del Consejo Regulador. El material proyectado para llevar a cabo el proyecto es piedra natural de la zona, lo que "no hace más que intensificar el carácter del lugar".

Este edificio se erigirá como elemento arquitectónico contemporáneo y constituirá la expresión en arquitectura de los vinos Ribera del Duero "y de sus valores como marca: calidad, cultura e identificación inseparable con la Denominación de Origen".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies