PSE responde a Susana Díaz que Euskadi no tiene "régimen privilegiado" y no recibe dinero

Actualizado 06/10/2015 12:30:36 CET

Responde al PNV que "esté tranquilo", porque "ya llegará la campaña electoral y el momento de los aspavientos"

BILBAO, 6 Oct. (EUROPA PRESS) -

La secretaria general del PSE-EE, Idoia Mendia, ha respondido este martes a la presidenta de Andalucía, Susana Díaz, que Euskadi no tiene "un régimen privilegiado" sino "un sistema de riesgo", y que no recibe dinero del Estado, sino que "nosotros le damos dinero al Estado".

Además, ha pedido al PNV, que ayer instó a los socialistas vascos a desautorizar las manifestaciones de la también líder del PSA, que "esté tranquilo", porque "ya llegará la campaña electoral y el momento de los aspavientos".

Mendia, que ha afirmado que ya ha hablado con Díaz, ha respondido de esta manera, en una entrevista a ETB 1, recogida por Europa Press, a las declaraciones de la presidenta de la Junta de Andalucía, que este pasado lunes dijo que "habría que modular" el Cupo vasco, porque "reciben más dinero que otras comunidades".

"Susana sí que ha dicho una cosa diferente, que hay un desequilibrio y que es un privilegio. Yo siempre digo en las reuniones que nosotros no tenemos un régimen privilegiado, que tenemos un sistema de riesgo y que no recibimos dinero del Estado, sino que nosotros le damos dinero al Estado. Por ese lado, creo que cada uno tiene que encargarse de lo suyo, y nosotros tenemos retos muy importantes", ha asegurado.

RESPUESTA AL PNV

Además, y ante la exigencia del PNV al PSE-EE para que "desautorice" los "ataques" al "autogobierno" de Euskadi procedentes del PSOE Mendia ha asegurado que el partido nacionalista "ya está metida en campaña".

Por ello, la secretaria general del PSE ha pedido al partido jeltzale que "esté tranquilo" porque "ya llegará la campaña electoral y el momento de ese tipo de aspavientos".

La secretaria general de los socialistas vascos, que también se ha puesto en contacto con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, tras plantear éste "modificar y actualizar" el Cupo, pero "sin cuestionar su esencia", ha asegurado que "no ha dicho nada nuevo".

Según ha recordado, "Pedro Sánchez dijo que el Cupo, es decir, lo que nosotros pagamos al Estado, hay que renovarlo, ya que el último acuerdo es de 2003 y desde entonces existe un profundo desacuerdo con el Gobierno de España, que aún no se ha resuelto".

"El Gobierno vasco lo cifra en unos 1.300 millones de euros, y el Gobierno de España en 700-800 millones. Desconozco qué es lo que está haciendo el Gobierno vasco, qué es lo que está haciendo, por ejemplo, el señor Gatzagaetxebarria, si ha mantenido reuniones o no, ya que no rinde cuentas en el Parlamento. Y todo esto es malo para nosotros, y deberíamos solucionar ese desacuerdo, porque es malo para los presupuestos. Imagínate que tienes contabilizados 1.300 millones pero que en la práctica no los tienes. Eso es malo para nosotros y hay que resolverlo. Eso es lo que dijo Pedro Sánchez", ha explicado.

En este sentido, ha reiterado que existen "muchos desacuerdos" en esta materia con el Ejecutivo central, por lo que se requieren "nuevos instrumentos" y "no sólo acudir al Tribunal Constitucional". "No les puedes decir a los ciudadanos que esperen siete años a resolver este problema -ha destacado-. Tienes que responder a los ciudadanos a diario con medidas, y creo que es necesario federalizar la Constitución, pero de ninguna manera poner en duda el Concierto Económico".

Así, ha afirmado que "es verdad" que hay algunas formaciones políticas "realizando declaraciones contrarias" al Concierto Económico, "pero yo sólo oigo claramente en ese sentido a UPyD y Ciudadanos, a nadie más". "El concierto económico está bien encajado en la Constitución española, y, si se hacen modificaciones, continuará en la Constitución, tanto en Euskadi como en Navarra. Eso no lo pone nadie en duda, por lo menos en el PSOE", ha asegurado.

Asimismo, ha indicado que el caso del PP "es muy curioso", ya que, según ha recordado, "el blindaje de las normas fiscales forales se hizo en la época de Zapatero, votando el PSOE a favor y el PP en contra". "Nosotros tenemos el mismo discurso en Euskadi y en España -ha subrayado-, aunque es normal que en Valencia o en Andalucía no conozcan muy bien y no sepan cómo es concretamente nuestro sistema, porque es muy complejo, no es nada fácil".

REFORMA CONSTITUCIONAL

Además, la dirigente socialista ha dicho que el PSOE plantea una reforma constitucional para, por un lado, "fijar y defender mejor" los derechos sociales básicos que "se han tambaleado con esta crisis", como vivienda, sanidad o educación, y, por otro, otorgar "nuevos instrumentos" a la Constitución para "gestionar mejor las tensiones territoriales" que puedan surgir entre comunidades y Gobierno central.

"El equilibro territorial se ha desequilibrado. En Cataluña tenemos un reto importante y un problema muy grave, y creemos que una Constitución federal tiene suficientes instrumentos para gestionar esas tensiones territoriales y nos puede dotar de nuevos instrumentos para gestionar mejor las desavenencias que puedan surgir, por ejemplo, con el Gobierno de España", ha reiterado.

En este sentido, ha destacado que no se puede reformar la Constitución "sin escuchar lo que dicen los partidos catalanes o lo que dice el PNV" ya que, en su opinión, "no es sólo lo que propone el PSOE". Así, ha asegurado que la propuesta federalista de los socialistas "ya está inventada" y que, "si el término federalismo es un problema, quitémoslo y sigamos como estado autonómico".

"Lo más importante es solucionar el pisoteo que se hace a las competencias de las comunidades, es decir, blindar nuestras competencias y resolver un sistema de financiación para el resto de comunidades", ha concluido.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies