El PSOE quiere que el Estado asuma exhumaciones y un banco público de ADN en la reforma de la Ley de Memoria Histórica

Pedro Sánchez en el Cementerio de Paterna
TWITTER PSPV-PSOE
Publicado 04/12/2017 14:53:10CET

Proponen retirar los restos de Franco del Valle de los Caídos, que se transformaría en un lugar de memoria común

VALÈNCIA, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha presentado este lunes la reforma integral de la Ley de Memoria Histórica en la que plantea que el Estado asuma "sin dilación" las exhumaciones, crear una comisión de la verdad, un banco público de ADN para facilitar las localizaciones, la retirada de la simbología franquista que aún perdura, así como la nulidad de las resoluciones de los tribunales "ilegítimos" franquistas. Asimismo, se quiere retirar los restos de Francisco Franco del Valle de los Caídos.

Sánchez ha presentado frente al paredón de fusilamiento del Cementerio de Paterna (Valencia) esta reforma integral en el décimo aniversario de la promulgación de la ley de Memoria Histórica, una iniciativa que registrarán este martes en el Congreso de los Diputados.

El nuevo texto, liderado por el secretario de Justicia y Nuevos Derechos, Andrés Perelló, y el secretario de Memoria Histórica, Fernando Martínez, ha contado también con la aportaciones de asociaciones de familiares y juristas, entre ellos la de la Fundación Baltasar Garzón.

Posteriormente, la comitiva ha visitado las fosas abiertas en este camposanto. Entre ellas, la 113 donde este verano se identificaron 50 víctimas. Sánchez ha constatado que la ley de Memoria Histórica ha sido "ignorada de forma consciente" por el PP y ha advertido de que "una sociedad que formaliza el olvido para no abrir heridas, se expone a la repetición de los errores de su historia".

La reforma que proponen los socialistas, ha aclarado, "no se aborda desde el ánimo de revancha" sino porque el PSOE tiene "el deber de construir una memoria que no deje a nadie fuera y que no permita que nadie vuelva a manipular el concepto de un país que nos pertenece". De hecho, ha defendido que les hace "más fuerte" porque "va en contra de lo que el franquismo puso más empeño, intentar arrebatar a la izquierda el nombre de España".

La propuesta del PSOE, ha explicado, nace "de un espíritu sincero" para implantar los objetivos acordados con las asociaciones y colectivos que "más han hecho frente a la desidia del Gobierno": la creación de una comisión de la verdad, garantizar el cumplimiento efectivo de la norma frente a la actitud de quien paraliza conscientemente esta ley, y llegar a la nulidad de pleno derecho de las condenas dictadas por el ordenamiento ilegítimo del franquismo.

Asimismo, el Estado debe acometer "sin dilación" la tarea que le es propia tomando el relevo de las asociaciones a la hora de localizar las fosas, crear un banco público de ADN para facilitar su identificación, un censo nacional de víctimas y permitiendo el acceso a archivos estatales en los que "se siguen ocultando las mentiras del olvido", así como la "retirada efectiva" de toda la simbología franquista que aún permanece por toda España.

VALLE DE LOS CAÍDOS, LUGAR DE MEMORIA COMÚN

Por su parte, Andrés Perelló ha explicado que la nueva norma quiere hacer del Valle de los Caídos un lugar de memoria común para aquellos que fallecieron en acto de guerra o fueron represaliados tras la contienda y por ello deben salir de allí los restos de Francisco Franco, dado que no reúne ninguna de estas dos condiciones, para que la familia decida dónde quiere que descansen.

Sánchez ha recalcado que "las únicas heridas abiertas son las de las fosas cerradas, tan cerradas como la de los ojos de quienes creen que ignorando un pasado incómodo se puede construir un futuro confortable cuando una democracia no puede ser plena si los poderes públicos se ponen de perfil", ha recalcado.

Al respecto, ha insistido en que "nada se puede construir desde el olvido" porque una sociedad que "formaliza" el olvido, aunque sea desde "el falso argumento" que ha utilizado los conservadores que es para "no abrir heridas", es una sociedad que "se expone a la repetición de su errores de sus historia". "El olvido, consciente o inconsciente, representa el triunfo de la injusticia", ha evidenciado.

Es más, ha señalado que ahora que somos conscientes de nuevo del auge de la extrema derecha en buena parte de los países europeos la pregunta es "de dónde nace tanto odio". "Lo digo yo, exactamente de ahí, del olvido", ha señalado.

"MEMORIA INCÓMODA Y SILENCIADA"

El secretario general del PSOE ha esgrimido que se pensó que con la llegada de los exiliados "se cerraba la página más negra de nuestra historia", pero ha puesto de relieve que "detrás de los grandes nombres del exilio había una verdad incómoda, una memoria silenciada que descansaba bajo nuestros pies, en cunetas, en cementerios, en paredones" la memoria de "miles de hombres y mujeres que pagaron con sus vidas" la defensa de la libertad y de la república y que aún hoy es "imposible" concretar su número.

Sánchez ha lamentado que si tras la Guerra Civil se dijo que "las heridas estaban demasiado frescas y que lo mejor era no remover la tierra", cuando pasaron los años se dijo que "no merecía la pena remover algo que pertenecía ya a una historia olvidada". "Primero era demasiado pronto y luego demasiado tarde, pero un país que honra a sus víctimas en un país mejor", ha recalcado.

Sin embargo, ha reprochado al PP que "ha ignorado de forma consciente" la ley de Memoria Histórica porque "ha demostrado no tener voluntad política, no volcar recursos económicos para su aplicación ni para su desarrollo, ni ha tenido dialogo con las asociaciones que han seguido trabajando en soledad".

Asimismo, ha "ignorado" las recomendaciones de la ONU y del Consejo de Europa en materia de derechos internacional humanitario, que hablan 130.000 personas desaparecidas y 30.000 niños separados de forma forzosa de sus padres".

Por ello, ha insistido en que esta reforma no se propone con "ánimo revancha ni tintes ideológicos" sino para cumplir con lo que dictado estos organismo internacionales contra "la aberración de un hombre de recuperar su identidad robada o al de una familia para dar digna sepultura a los suyos".

"El PSOE es la izquierda que no traga saliva cuando oye la palabra España y esa idea nace de la memoria de los que nos precedieron que nos hace más fuertes y, sobre el recuerdo de aquellas víctimas, tenemos el deber de construir una memoria que no vuelva dejar a nadie fuera y que no vuelva a manipular el concepto inclusivo de una sociedad que nos pertenece para construir identidades y vender patriotismos", ha apostillado.

Por ello, ha insistido: "España no puede seguir escondiendo sus miserias en las cunetas el siglo XXI" y ha citado los versos del poeta Luis Cernuda 'Recuérdalo tú y recuérdalo a otros'. "Se lo debemos a ellos, a los muertos sin nombre y a la España de la democracia", ha apostillado.

Al acto, también han asistido el secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos; el secretario de Justicia y Nuevos Derechos, Andrés Perelló; el secretario de Memoria Histórica, Fernando Martínez, y el vicesecretario general del PSPV, Manolo Mata, así como familiares de las víctimas halladas en la fosas y asociaciones memoralistas.