El PSOE sufre su primera derrota en el Congreso en una ley de obligado cumplimiento para el Gobierno

 

El PSOE sufre su primera derrota en el Congreso en una ley de obligado cumplimiento para el Gobierno

Actualizado 17/06/2010 16:05:30 CET

En esta semana los socialistas ya habían perdido una votación en la Mesa del Congreso y otra en el Pleno del martes

MADRID, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

El PSOE sufrió hoy su vigésimo cuarta derrota en el Pleno del Congreso pero esta vez no fue una proposición no ley o una moción pidiendo al Gobierno que haga algo, sino un cambio en una ley que va directa al Boletín Oficial del Estado (BOE) y que, por tanto, es de obligado cumplimiento.

En concreto, la oposición logró validar hoy, pese al voto en contra del PSOE, que se quedó solo, una enmienda que el Senado introdujo en la Ley de Morosidad obligando al Gobierno a articular a través del Instituto de Crédito Oficial (ICO) una línea de crédito directo dirigida a ayuntamientos con el fin de que puedan pagar sus deudas con empresas y autónomos. Ahora la ley se publicará en el Boletín Oficial del Estado para su entrada en vigor y el Gobierno habrá de cumplirlo.

24 DERROTAS ACUMULADAS

En lo que va de legislatura, los socialistas habían perdido hasta ahora 23 votaciones en el Pleno del Congreso, pero ninguna en el articulado de una ley. La mayoría de las derrotas se produjeron en proposiciones no de ley o en mociones en las que se insta al Gobierno a tomar alguna medida, si bien el Ejecutivo puede desoír las recomendaciones.

De hecho, el PSOE ha visto como salían adelante, pese a su voto en contra, varias iniciativas pidiendo eliminar ministerios, reducir la estructura de la Administración, rebajar determinados tipos del IVA o anular la anunciada congelación de las pensiones en 2011, asuntos que el Ejecutivo no ha asumido.

Hasta ahora, las derrotas de mayor trascendencia se produjeron el 27 de octubre de 2009 y el pasado 27 de abril, cuando el PSOE no pudo evitar que se tomaran en consideración sendas proposiciones de ley del PNV y del BNG para reducir el tamaño del Gobierno y para rebajar el IVA de los alimentos.

SIN MARGEN

Eso sí, se trata del primer trámite de esas futuras leyes y, a diferencia de lo ocurrido hoy, el PSOE aún tiene margen para evitar su entrada en vigor congelado su tramitación o modificando su articulado.

La primera derrota del año del PSOE en el Pleno del Congreso tuvo lugar el pasado 9 de febrero, cuando los socialistas vieron aprobarse una iniciativa del PP instando a suprimir el 25 por ciento de los altos cargos y asesores del Gobierno, un texto que fue apoyado por los nacionalistas de CiU y PNV, los independentistas de Esquerra Republicana y buena parte del Grupo Mixto, incluido la Unión, Progreso y Democracia (UPyD) de Rosa Díez.

El PSOE ha completado hoy una semana 'negra' en el Congreso pues a la votación perdida esta mañana en la Ley de Morosidad se une la derrota que sufrió el martes en una moción contra la congelación de las pensiones, por tercera semana consecutiva, y la que se produjo esa misma mañana en la Mesa del Congreso cuando PP y CiU impusieron el veto a tramitar una proposición no de ley de ICV para censurar unas declaraciones del cardenal Bertone sobre homosexualidad y pedofilia.

Todo apunta a que esta situación de minoría sin aliados estables se repetirá en los próximos retos parlamentarios del PSOE: el Pleno de la próxima semana, donde se votarán asuntos como el techo de gasto para 2011 y la convalidación del decreto ley de la reforma laboral, y el debate sobre el estado de la Nación, que incluirá el 20 de julio la votación de casi un centenar de propuestas de resolución en una sola tarde (en la última edición de esta cita parlamentaria el PSOE perdió cuatro votaciones).

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies