El PSOE ve corrupción en el máster de Cifuentes y el Gobierno le acusa de "arrojar lodo" e instalarse en la "barricada"

Rueda de prensa de Iñigo Méndez de Vigo tras el Consejo de Ministros
EUROPA PRESS
Publicado 10/04/2018 18:01:57CET

MADRID, 10 Abr. (EUROPA PRESS) -

El PSOE considera que la polémica sobre el máster obtenido por la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, en el que supuestamente recibió un trato de favor por parte de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC), se trata de un caso de corrupción y pone en riesgo el prestigio de la institución. A lo que el ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, ha respondido acusando a los socialistas de sembrar dudas sobre la universidad pública, "arrojar lodo" contra la institución e instalarse en la "barricada" contra el PP.

En el Pleno del Senado, la socialista Encarnación Moya ha asegurado que la presidenta madrileña usó su cargo público para recibir un trato de favor de la Universidad, y "eso es corrupción". En una dura intervención ha acusado a Cifuentes de mentir en sede parlamentaria durante la sesión en la que dio explicaciones del máster y ha achacado al PP sembrar las dudas sobre la comunidad universitaria y descargar la polémica en la URJC en vez de en "la beneficiaria", es decir, la presidenta madrileña.

Ante esto, Méndez de Vigo ha replicado que quienes siembran la duda son los socialistas con su llamada a "las barricadas". "Las responsabilidades se dirimirán donde tienen que dirimirse, en la investigación de la Universidad, en la Fiscalía y en sede parlamentaria", ha defendido el ministro.

"Nadie ha puesto en duda el prestigio de la universidad española, le pido que no lo haga usted tampoco. No le beneficia a nadie y usted es senadora y no es bueno que arroje lodo sobre la universidad pública", ha contestado el titular de Educación.

ACUSA AL PP DE CERRAR FILAS "AL GRITO DE COSPEDAL"

Según la senadora socialista, los 'populares' al "grito cospedaleño" han cerrado filas entorno al caso de Cifuentes y "se han inventado cacerías judiomasónicas".

A juicio de Moya, esto se ha hecho solo por "intereses partidistas" sin tener en cuenta que está en juego el prestigio de las universidades públicas con una Cifuentes que se encuentra "atrincherada" al cargo. "A cualquier representante político responsable se le caería la cara de vergüenza", ha afeado Moya.

Méndez de Vigo ha concluido reiterando que como ministro del ramo le importa el prestigio de la universidad española y ha destacado la vocación, preparación y dedicación de los 115.000 profesores universitarios que hay en España.