PSPV pide la dimisión de la 'popular' Andrea Fabra "por haber insultado a los más de 60.000 desempleados de Castellón"

Actualizado 13/07/2012 16:03:47 CET

CASTELLÓN, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

La diputada del PSPV-PSOE en el Congreso por la provincia de Castellón Susana Ros ha pedido este viernes la "dimisión inmediata" o la "destitución, en su caso", de la diputada del PP en la Cámara Baja por esta provincia Andrea Fabra, que gritó supuestamente "¡que se jodan!" cuando el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, anunció el pasado miércoles en el Congreso un recorte en las prestaciones por desempleo.

Ros ha afirmado, en un comunicado, que Andrea Fabra "tiene que dimitir porque si ya es grave insultar a los desempleados, lo es más que lo haga la diputada por una provincia que está a la cabeza del paro de toda España", con 60.000 parados, ha precisado.

La representante socialista ha considerado que esta cifra se debe "precisamente", a "las fracasadas políticas de su padre, Carlos Fabra, en los 16 años al frente de la Diputación" de Castellón. Ha censurado así "los más de 15 campos de golf que jamás vieron la luz; el parque temático Mundo Ilusión, que se quedó en una maqueta, y las grandes estrategias para traer a 600.000 pasajeros en el primer año al aeropuerto en el que, en la actualidad, solo hay conejos".

"Castellón es una provincia con mucha gente honrada, honesta y trabajadora, que no se merece estar representada en el Congreso por una persona que hoy es portada de todos los medios nacionales por haber insultado a los más de 5 millones de desempleados, que no solo no tienen trabajo, sino que, con las medidas impulsadas por Rajoy, lo van a tener mucho más difícil para encontrarlo", ha manifestado Ros.

La diputada del PSPV ha añadido que si ya había "bastante con el padre, que ha dañado de forma incalculable la imagen" de la provincia de Castellón, "ahora resulta que la hija apunta maneras y es capaz de soltar en el Congreso un 'que se jodan' a los desempleados".

Ha comentado que "en circunstancias similares, la ministra de Trabajo italiana, no pudo reprimir sus lágrimas, ante las dificultades que sabía iban a provocar las medidas impulsadas por el gobierno italiano".

En este sentido, Susana Ros ha lamentado el "talante de Fabra, capaz de alegrarse de una medida que va a asfixiar aún más a millones de personas que en breve dejarán de cobrar las prestaciones y que tendrán muy difícil encontrar un puesto de trabajo".

"MUCHO MÁS GRAVE"

Tras ello, ha señalado que el PP "ha expedientado a un senador por defender a su tierra y votar a favor de la minería" y ha estimado que "por tanto, sería mucho más lógico expulsar a Fabra, porque es mucho más grave haber despreciado a los desempleados como lo ha hecho".

Ros ha opinado que "si la propia Fabra no dimite, aunque por decencia, debería hacerlo; ni Rajoy la obliga a dejar el escaño, debería ser el presidente de la Generalitat y a la sazón responsable del PP en la Comunidad Valenciana, Alberto Fabra, quien se lo exigiese". Ha dicho que ha de ser así "porque una comunidad con 560.000 desempleados no puede mantener en el Congreso a una diputada que se alegra de que lo estén".