Rajoy apela a la "convicción moral" para seguir en el puesto cuando hay casos como el de Rita Barberá

Fotos Pah I Rajoy
EUROPA PRESS/REMITIDO
Publicado 21/06/2016 14:25:53CET

"¿Si para el PSOE un político debe dimitir cuando se abre juicio oral, para los demás tiene que ser antes?", se queja

BARCELONA, 21 Jun. (De la enviada especial de Europa Press, Marisa Piqueras) -

El presidente del Gobierno en funciones y candidato a la reelección, Mariano Rajoy, ha asegurado este martes que tiene que ser "justo, ecuánime y equilibrado" a la hora de apartar del PP a personas implicadas en presuntos casos de corrupción y ha añadido que hay personas que "claramente se sabe que han robado" y otras en "situación muy dudosas". "Yo creo que aquí, lo que cuenta, y es muy difícil, es la convicción moral de que alguien no merece estar en la responsabilidad que ostenta en cada momento", ha manifestado.

Ésta ha sido la respuesta que ha ofrecido Mariano Rajoy -en un encuentro organizado en Barcelona por 'El Periódico de Cataluña'-- al ser preguntado por el caso de presunto blanqueo de capitales que afecta al PP valenciano y si considera suficiente para apartar a la exalcaldesa de Valencia Rita Barbera el auto de un juez que pide su imputación.

Rajoy ha recalcado que el PSOE considera que un político debe presentar su dimisión en el momento de apertura de juicio oral y ha añadido que Ciudadanos firmó un pacto con los socialistas apostando por ese mismo criterio a la hora de pedir responsabilidades. "¿Si para el PSOE es la apertura de juicio oral, para los demás cuando es? ¿Tiene que ser antes?", se ha quejado.

"HAY GENTE QUE CLARAMENTE SE SABE QUE HA ROBADO"

En este sentido, el jefe del Ejecutivo ha explicado que "realmente no hay un criterio que sea válido para todas las situaciones". "Hay gente que claramente se sabe que ha robado sin que se haya abierto aún juicio oral y, por tanto, no tiene ningún sentido esperar juicio oral. Pero hay otras personas en situaciones muy dudosas y, por tanto, a lo mejor la decisión tiene que ser posterior", ha precisado.

Tras asegurar que "todas aquellas personas que eran culpables ya no están en el PP", Rajoy ha criticado que mientras un juez tarda varios años en dictar una sentencia sobre un presunto caso de corrupción, al partido se le pide que "en media hora condene" a una persona.

"Yo he vivido a lo largo de mi vida muchos casos de personas que han sido imputadas y luego archivado su causa sin ninguna acusación pendiente", ha manifestado, para asegurar que es necesario "combinar" la "necesaria ejemplaridad y contundencia" frente a la corrupción con tomar decisiones justas.

Aunque ha reconocido que "no se acierta siempre", el jefe del Ejecutivo en funciones ha recalcado que hay que intentar ser "justo, ecuánime y equilibrado" sin "condenar a alguien por una noticia que luego se demuestra que no es nada, como ha ocurrido en muchos casos".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies