Rajoy pide a Rivera no ir tan rápido con la supresión de los aforamientos políticos

 

Rajoy pide a Rivera no ir tan rápido con la supresión de los aforamientos políticos

Albert Rivera y Rajoy en el debate de investidura en el Congreso
EUROPA PRESS
Actualizado 17/05/2017 12:00:35 CET

Aboga por definir a qué aforados y delitos afectaría la reforma y si se mantendrían aspectos como la inviolabilidad y la inmunidad

MADRID, 17 (EUROPA PRESS)

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha pedido este miércoles al líder de Ciudadanos, Albert Rivera, que no pretenda ir tan rápido con la supresión de los aforamientos políticos porque, según ha señalado, esa reforma requiere de un estudio previo y de un acuerdo parlamentario amplio.

Durante la sesión de control al Ejecutivo en el Pleno del Congreso, Rivera ha preguntado a Rajoy por esa medida a la que se comprometió en el acuerdo de investidura que firmó con Ciudadanos el pasado verano, para que diputados y senadores nacionales y miembros del Gobierno central dejen de estar aforados.

Según la formación naranja, se podría llevar a cabo con una reforma exprés de la Constitución, pero el jefe del Ejecutivo ha señalado que, puesto que no es un asunto "menor", es necesario alcanzar "un acuerdo amplio" en la Cámara, algo que considera que de momento no existe.

El presidente de Cs ha defendido la eliminación de los aforamientos para que los políticos no tengan "ningún privilegio" y, en caso de ser investigados por algún delito, acudan a un juzgado de primera instancia en vez de a un tribunal especial. Además, ha destacado que en Murcia ya se ha aprobado la supresión de los aforamientos autonómicos, con el apoyo favorable del PP.

RIVERA "CORRE EL RIESGO DE ESTRELLARSE"

Tras señalar una serie de elementos que el Gobierno querría precisar antes de llevar a cabo la reforma, Rajoy ha dado un consejo a Rivera: "No por mucho madrugar amanece más temprano; y si va usted muy rápido, corre el riesgo de estrellarse. De lo que se trata es de que amanezca".

Por eso le ha propuesto hacer un debate sobre los aforamientos y, "ya con conocimiento de causa", llevar el asunto al Congreso para "aprobarlo en su día".

Concretamente, el jefe del Ejecutivo ha dicho que habrá que decidir si con la eliminación de los aforamientos desaparecerían también la inviolabilidad de los diputados y senadores por las opiniones expresadas en el ejercicio de sus funciones, su inmunidad --solo pueden ser detenidos en caso de delito flagrante-- y la autorización que deben dar el Congreso y el Senado para que se les pueda juzgar.

Asimismo, ha abogado por determinar ante cuántas instancias judiciales podrían recurrir los ahora aforados si fueran condenados, ya que actualmente no pueden hacerlo porque acuden directamente al Tribunal Supremo.

Rajoy también se ha referido a los distintos tipos de aforados --2.000 cargos públicos y electos, 15.000 jueces y fiscales y 263.000 aforados parciales de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado-- y se ha preguntado si la medida afectaría a todos ellos o solo a una parte.

AFORADOS AUTONÓMICOS

Por último, ha avisado de que si se acaba con el aforamiento de diputados, senadores y miembros del Gobierno nacional pero se mantienen los aforados de las comunidades autónomas, eso podría afectar al principio de igualdad.

Rivera ha insistido a Rajoy en que su papel como presidente del Gobierno es "actuar" y "tomar decisiones", no "hacer preguntas retóricas" sobre el tema como si fuera un "estudioso del Derecho". "No tenga usted miedo a perder el aforamiento", le ha replicado, añadiendo que al final esta y otras reformas "se harán, con el PP o sin el PP".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies