El Rey, operado de la cadera derecha tras caerse en una cacería en Botsuana

143360.1.644.368.20120414201049
Vídeo de la noticia
Actualizado 14/04/2012 22:10:49 CET

MADRID, 14 Abr. (OTR/PRESS) -

El Rey permanecerá hospitalizado entre cuatro y cinco días en el hospital USP San José de Madrid, donde ha sido operado en la madrugada de este sábado de una fractura de cadera. La fractura se produjo al caerse en un campamento en Botsuana, adonde se había desplazado para practicar la caza. La operación ha consistido en la colocación de una prótesis y don Juan Carlos podrá retomar todo tipo de actividad física "en uno o dos meses", si bien podría reincorporarse a su labor de despacho en una semana o diez días.

En rueda de prensa, el doctor Ángel Villamor, ha señalado que la intervención que le ha realizado al Rey es "algo especial", ya que se trata de "dos cirugías en una", al haberle sanado al mismo tiempo la fractura que sufrió en la cadera derecha entre las dos y las cinco de la madrugada del jueves al viernes, cuando sufrió "un tropezón casual en un escalón" durante su estancia en Botsuana para participar en una cacería, y de la artrosis que le venía provocando molestias.

Esta artrosis está relacionada con el desgaste en la rodilla derecha del Rey, de la que fue operado en junio de 2011 para colocarle otra prótesis. No obstante, es la primera vez que Zarzuela confirma de forma oficial que el monarca padece artrosis, enfermedad reumática frecuente en las personas de edad avanzada.

La operación de este sábado ha consistido en la colocación de una prótesis, en lugar de una reconstrucción simple de la cadera, recomponiendo la parte fracturada. "Hemos conseguido sustituir la articulación desgastada, artrósica, por una prótesis, aprovechando que teníamos que sintetizar la fractura que había sufrido, y a la vez sintetizando esa fractura", ha explicado el doctor Villamor.

"El resultado ha sido muy satisfactorio", ha afirmado, al tiempo que ha indicado que la operación ha durado entre dos horas y dos horas y cuarto.

Tras permanecer ocho horas en la UCI en observación, don Juan Carlos ha subido por la mañana a una habitación, donde está sin dolores y mueve "con naturalidad y amplitud" la pierna, según el cirujano.

Este mismo sábado por la tarde ha realizado su primera sesión de fisioterapia y ha empezado a caminar con muletas, porque "es un paciente muy duro y nos apura en una recuperación rápida por sus ganas de reincorporarse a sus actividades lo antes posible".

El doctor ha reconocido que se sorprendió al ver las lesiones del Rey, ya que éste apenas se quejaba. Asimismo, ha indicado que el traslado, que se produjo en un avión privado, "fue muy cómodo", según ha relatado el Rey, a quien acompañaba un médico de la Zarzuela y quien hizo las entre siete y ocho horas de viaje sentado.

A don Juan Carlos se le vio por última vez en un acto público el pasado 8 de abril, cuando acudió a la tradicional misa del Domingo de Pascua en la catedral de Palma en compañía de la Reina, los Príncipes de Asturias y sus hijas Leonor y Sofía, y la Infanta Elena.

A lo largo de esta semana, el Rey no pasó por el Hospital Quirón de Madrid donde permanece ingresado su nieto Felipe Juan Froilán, quien el lunes pasado se disparó accidentalmente una escopeta de pequeño calibre en su pie derecho mientras hacía prácticas de tiro con su padre en la finca familiar de Soria.

DOÑA SOFÍA SE ENCUENTRA EN GRECIA

Por su parte, la Reina doña Sofía se encuentra en Grecia celebrando la Pascua Ortodoxa con su familia y prevé regresar a España el próximo lunes.

Doña Sofía viajó este viernes a Grecia antes de conocerse la fractura de la cadera derecha del Rey y se mantiene informada sobre el estado de salud del monarca y la evolución de la intervención quirúrgica a la que ha sido sometido el Rey.

Así pues, será el Príncipe don Felipe quien sustituirá al Rey don Juan Carlos en las dos audiencias en el Palacio de la Zarzuela programadas para este lunes.

Según ha informado en un comunicado la Casa Real, el Príncipe de Asturias acudirá a los actos con motivo de las últimas promociones de abogados del Estado correspondientes a 2008, 2009 y 2011 y de la representación de la empresa Bacardí Limited, cuya fundación celebra su 150 aniversario.

El Rey además tenía previsto acudir a otros dos actos a los que no podrá acudir tras ser operado, si bien la Casa Real no ha detallado si en éstos también será reemplazado por Don Felipe.

En concreto, don Juan Carlos iba a inaugurar la ampliación de la refinería de Repsol en Cartagena (Murcia) este miércoles y tenía programado recibir al ministro indio de Exteriores, S.M. Krishna, quien estará de visita en España el próximo viernes.

Ese mismo día el Rey iba a encabezar un almuerzo de la Familia Real ofrecido a una representación del mundo de las letras, con ocasión de la entrega del Premio Cervantes 2011.

La infanta Elena ha acudido este sábado por la tarde al Hospital USP San José acompañada de su hija para visitar al Rey, tras pasar la mañana en el Hospital Universitario Quirón de Madrid, donde se encuentra ingresado su hijo Felipe Juan Froilán. La infanta ha llegado alrededor de las 18.45 horas al hospital y ha declinado hacer declaraciones.

Por su parte, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha recibido información "de primera mano" sobre cómo ha ido la operación y, en principio, el presidente no tiene previsto desplazarse al hospital USP San José para ver al monarca antes del lunes, ya que los médicos han recomendado que no reciba visitas por el momento.

Rajoy fue informado por parte de la Casa del Rey de que el monarca se encontraba esta semana de viaje privado y también fue avisado de que don Juan Carlos había sufrido una caída accidental en Botsuana en la que se había fracturado la cadera.

Desde el PSOE, la portavoz socialista en el Congreso, Soraya Rodríguez, ha deseado una "pronta recuperación" al Rey Juan Carlos y ha expresado su deseo de que el Rey mejore del accidente sufrido.

Mucho más crítico se ha mostrado el coordinador federal de Izquierda Unida, Cayo Lara, que ha asegurado que el Rey "está demostrando una falta de ética y respeto a mucha gente en este país que esta sufriendo mucho".

Lara ha afirmado que "la Casa Real se está convirtiendo en un problema de seguridad para la propia Casa Real" y para la propia Jefatura del Estado, "a juzgar", ha indicado, "por los últimos acontecimientos que se vienen produciendo".

Según el coordinador federal de IU, "no se puede decir que al Jefe del Estado le quite el sueño" que miles de jóvenes estén en paro en España, ya que decide "marcharse a un país africano a matar elefantes".