Rojo apuesta por reformar el Senado para hacer "más partícipes" a los municipios y comunidades

presidente del Senado, Javier Rojo
EUROPA PRESS
Actualizado 30/05/2011 19:00:15 CET

SEVILLA, 30 May. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Senado, Javier Rojo, ha apostado por reformar la Cámara alta para "cumplir el papel constitucional de representación, reforzar su condición territorial para contribuir a perfeccionar los instrumentos de cohesión e interacción y hacer más partícipes a los municipios y comunidades autónomas de las políticas estatales".

Así lo ha destacado este lunes en el acto de entrega de las Medallas de la Ciudad de Sevilla, en el que ha estado acompañado por el alcalde en funciones de la capital hispalense, Alfredo Sánchez Monteseirín (PSOE), y la presidenta del Parlamento andaluz, Fuensanta Coves.

En este sentido, ha subrayado que "el modelo territorial español es un modelo sujeto a cambios" y, a su juicio, en este tiempo "el énfasis debe ponerse en los instrumentos de cooperación global entre todas la administraciones", de cara a la nueva sociedad en red en la que, indica, "las ciudades para aumentar sus ventajas competitivas deben integrarse en redes como nodos conectados para apoyar la distribución, la unión, el enriquecimiento y la fuerza en España y toda Europa".

Así, defiende que "la sociedad tiene ante sí nuevos retos, como la sostenibilidad económica, ambiental y la cohesión social", si bien, destaca, "como responsables políticos tenemos la obligación de ser realistas y al mismo tiempo alentar la esperanza con una ciudadanía activa y responsable".

Al respecto, Rojo cree que "la nueva política es construir y renovar entre todos la democracia y en el perfil de los premiados este lunes se ve esto", al tiempo que ha felicitado a Sánchez Monteseirín por su trabajo y ha animado a la Corporación que gobernará los próximos cuatro años el Ayuntamiento hispalense "para que se ponga al frente de la tarea de construir una ciudad no sólo como espacio en el que se vive, sino como proyecto social en el que se convive", porque, a su juicio, "es la esencia de la democracia y no tiene partida presupuestaria".

No obstante, confiesa que "Sevilla es una ciudad competente que atrae para sí las oportunidades de una ciudad competitiva en el entramado de las ciudades en este mundo globalizado, pensada para los ciudadanos y equilibrada a través de sus barrios".