Aragón dice que ya no hay situación de emergencia ni cobertura legal para ejecutar el abastecimiento a Barcelona

Actualizado 20/05/2008 15:23:56 CET

ZARAGOZA, 20 May. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Aragón mostró hoy su satisfacción por el período de lluvias que, desde el mes de abril viene afectando al noreste de la Península, y que ha permitido resolver la situación de emergencia que había puesto en riesgo el abastecimiento para usos urbanos en el área metropolitana de Barcelona. Asimismo, el Ejecutivo autónomo entiende que "ya no existe situación de emergencia", que el Decreto-Ley para la conducción de agua del Ebro "ha perdido su vigencia" y que "no hay cobertura legal para la ejecución de las obras".

Tras superarse en la mañana de hoy los 205 hectómetros cúbicos embalsados en el sistema Ter-Llobregat, el Ejecutivo autónomo considera que se ha superado la situación de emergencia que dio origen a la aprobación del Real Decreto-Ley del pasado 21 de abril. En consecuencia, tal y como establece la disposición final tercera de dicho Decreto-Ley, este ha perdido su vigencia y, por tanto, las obras de emergencia previstas carecen de la cobertura legal necesaria, subrayan desde el Gobierno de Aragón en un comunicado.

El Ejecutivo aragonés quiere recordar que la aprobación de las medidas excepcionales y urgentes se produjo como consecuencia del estado de los embalses del sistema Ter-Llobregat, que en los primeros días de abril almacenaban 125 hectómetros cúbicos. El propio Decreto-Ley establecía, en ese momento, que el déficit para el abastecimiento a Barcelona sería, en el peor de los casos, de 3,9 hectómetros cúbicos mensuales, durante un periodo máximo de nueve meses, lo que suponía 35,1 hectómetros cúbicos. Las precipitaciones del último mes han permitido incrementar en más de 80 hectómetros cúbicos las reservas, más del doble del déficit calculado para la elaboración del decreto-Ley.

El propio decreto de la Generalitat, de 3 de abril de 2007, de adopción de medidas excepcionales y de emergencia en relación con la utilización de los recursos hídricos, indicaba que la situación de emergencia se consideraba superada una vez que el sistema Ter-Llobregat sobrepasara los 165 hectómetros cúbicos de agua embalsada. Momento a partir del cual se readmitía la posibilidad de riego de jardines y llenado de piscinas.

Todos estos datos, incluidos en el Decreto-Ley del Gobierno de España y el Decreto de la Generalitat, "confirman, sin la menor duda, que se ha superado largamente la situación de excepcionalidad que dio origen a los mismos", apuntaron desde el Ejecutivo.

El Gobierno de Aragón, resuelta la situación de emergencia para el abastecimiento de agua al área metropolitana de Barcelona, exigirá el cumplimiento estricto de la ley, para lo que utilizará todos los medios legales a su alcance.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies