Los socialistas valencianos reclaman una comisión que investigue la financiación del PPCV

Actualizado 14/12/2011 22:28:05 CET

- Los populares creen que Camps se equivocó en su defensa

MADRID, 14 Dic. (OTR/PRESS) -

En medio del juicio por la 'causa de los trajes', los socialistas valencianos han vuelto a insistir en la necesidad de que se cree una comisión de investigación que estudie la financiación del PP en esa comunidad. Según han anunciado, la reclamarán en las Cortes con la esperanza de que el nuevo presidente, Alberto Fabra, se desmarque de la "actitud inaceptable de Camps". Sobre éste, la popular Celia Villalobos ha dicho que "se ha equivocado" en la fórmula de defensa elegida.

La sesión del martes, en la que declaró el ex presidente, no ha hecho más que avivar viejas tensiones entre los socialistas y los populares de la Comunidad Valenciana. El secretario general de los primeros, Jorge Alarte, ha reprochado a Camps que, en su discurso, se quejara de no haber podido explicarse hasta ese momento.

En este sentido, Alarte ha recordado que él y su partido reclamaron hasta cuatro comisiones de investigación por los hechos que se le acusan, y que todas fueron rechazadas. A su juicio, ese "hubiera sido un buen sitio donde explicarse".

También ha señalado que, durante sucesivas sesiones de control en el parlamento autonómico, interpelaron al ex presidente sin resultados, por lo que "sí que tenía un sitio donde hablar".

Será, por tanto, la quinta vez que los socialistas pidan una comisión de investigación sobre la presunta financiación irregular del PP valenciano, y la primera que se planteará con Alberto Fabra liderando el Ejecutivo. "Va a tener una nueva oportunidad para ver si él es otra cosa, y para dejar bien claro que no comparte la actitud inaceptable de Camps", afirmó.

Así, la oposición presentará en las Cortes una petición formal para que esa comisión se forme y para que "Camps, que sigue siendo diputado, ya que no quiso contestar durante el tiempo que fue presidente, hable de las responsabilidades políticas".

UNA DECLARACIÓN MUY COMENTADA

El discurso que ofreció Francisco Camps este martes para defender su inocencia ha sido comentado por numerosos políticos, más allá, incluso, de los de la Comunidad Valenciana. Un día después, Camps llegaba sonriente al Palacio de la Justicia y con la plena confianza de que contaba con el apoyo "nacional y autonómico".

El valenciano llegaba a las 8.50 y decía estar tranquilo después de haber declarado. En su estado anímico influía, según explicó, el respaldo que había recibido "de todo el partido", tanto el nacional como el de su comunidad.

La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, confirmaba ese apoyo al afirmar que, desde el martes, había hablado con él "bastantes veces", y que efectivamente se encontraba "muy satisfecho" con su intervención en el tribunal. "Es que él estuvo muy bien, muy tranquilo", apuntaba la alcaldesa.

A su juicio, el ex presidente ha dado "sobradas muestras de credibilidad, de serenidad, de sinceridad y, consecuentemente, de su inocencia". Por eso, ha sido muy positivo que el juicio se esté transmitiendo por los medios de comunicación, ya que así "todos estamos viendo la realidad".

"Sobre todo lo que se ha valorado de una manera muy importante y ha sido muy bueno es que se diera por Internet y que lo vieran todos sus valencianos", subrayaba.

Desde el PP a nivel nacional, sin embargo, la posición no es tan clara. En una entrevista a Televisión Española recogida por Europa Press, la nueva vicepresidenta del Congreso de los Diputados, la veterana Celia Villalobos, aseguró que Camps se había equivocado en "la fórmula de su defensa", aunque no dio detalles de por qué lo consideraba un error.

No obstante, valoró que la posición de Camps, frente a un magistrado socialista, no era nada fácil: "¿cómo te pueden poner en manos de un juez que ha colaborado con el PSOE? Me escandaliza la falta de independencia de la justicia de este país". El silencio que mantuvo el ex presidente fue, por tanto, comprendido por Villalobos, no así por la oposición valenciana, que tachó esa actitud de "bochornosa".

Villalobos matizó que, a pesar de estas dificultades y de los posibles errores de Camps, confía "firmemente en su honorabilidad", y defendió su actitud al recordar que a ella misma y a muchos otros ciudadanos les ocurre lo mismo: que compran ropa y luego no guardan las facturas.

En este sentido, comentó que le parece "terrible lo que le han hecho a Camps", y citó las grabaciones reproducidas durante el juicio. "Le han cogido conversaciones de todo tipo. Si a cualquier de nosotros nos cogieran todo tipo de conversaciones, muchas veces hablamos en broma de muchas cosas".

"Usted no sabe en qué momento está hablando con alguien que en un futuro puede estar implicado en alguna trama, porque usted no está metido en esa trama. Al señor Blanco le han cogido en unas conversaciones con una trama que en principio no le afectaban y mire cómo le afectan", argumentó.

Villalobos también citó a otro político socialista, concretamente a José Bono, de quien dijo que había recibido regalos sin ningún castigo por parte de la Justicia. "Me parece escandaloso que a otros políticos que le han regalado empresarios que se han beneficiado el dormitorio de su hija y no pasa nada", criticó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies