Sogarisa inicia el tratatamiento de las 60.000 toneladas que restan de residuos del 'Prestige', que durará 18 meses

Actualizado 22/10/2007 20:35:08 CET

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 22 Oct. (EUROPA PRESS) -

Sogarisa ha iniciado el tratamiento de las 60.000 toneladas que restan por gestionar del 'Prestige', un proceso que se prolongará por un espacio de aproximadamente 18 meses, en base a una media de 20 toneladas por hora, después de que el año pasado la compañía se encargase de las primeras 20.000, compuestas principalmente por una mezcla de arena.

Según Sogarisa, los resultados de aquel procesado fueron excelentes, al igual que los obtenidos el pasado mes de septiembre, en el que llevó a cabo diferentes ensayos en los que trató 1.000 toneladas a través de un proyecto de ingeniería pionero en la gestión medioambiental debido a la complejidad de la mezcla de residuos --conglomerado de fuel, arena y agua con una elevada cantidad de plásticos y envases--.

Sogarisa apostó por integrar tecnologías empleadas en la recuperación y valorización de residuos de la industria química, petrolera y de suelos contaminados, con el objetivo de buscar las sinergias de estas tecnologías para valorizar y recuperar la mayor fracción de residuo posible.

Para ello ha construido en el Centro de Tratamiento de Residuos Industriales que posee en As Somozas (A Coruña) dos plantas de última generación de 6.000 metros cuadrados diseñadas específicamente para este proyecto y que, según la propia compañía, la ha situado "a la vanguardia del sector en Europa". En total ha invertido 22,4 millones.

PROCESADO.

El procesado cuenta con una instalación en la se distinguen cinco fases de tratamiento interrelacionadas entre sí y que tienen como objetivo principal la recuperación de la mayor fracción posible del residuo para emplearlo en procesos industriales de valorización y reutilización basándose, principalmente, en la separación de todas las fases presentes en el residuo original y un posterior tratamiento específico para cada una.

Al final resultan diversos productos entre los que figuran arenas y gravas limpias, aptas para usos industriales; o plásticos y residuos voluminosos acondicionados para su valorización energética, que podrán funcionar como combustible sólido alternativo en la industria cementera.

Asimismo, se obtiene fuel que podrá ser usado como combustible o fracción valorizable energéticamente, agua que acompaña al residuo y que no se reutiliza en el proceso, que se depurará mediante evaporación oxidación térmica, y, por último, un pequeño porcentaje de fracciones de rechazos sólidos no recuperables que serán debidamente tratadas en las instalaciones de Sogarisa antes de su depósito final.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies